El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, volvió a insistir el miércoles en la posibilidad de privatizar la petrolera estatal Petrobras y dijo que de momento la empresa sólo le da "dolor de cabeza".

"¿Yo puedo interferir en Petrobras? (si lo hago) me van a procesar, el presidente de Petrobras acabará preso​​​. Es una estatal que, con todo el respeto, sólo me da dolor de cabeza", afirmó en una entrevista con la TV Jovem Pan.

El presidente añadió que el Gobierno trabaja en la idea de "romper el monopolio" y "quién sabe colocar en el radar la privatización", repitiendo una idea ya expresada en las últimas semanas.

Bolsonaro también dijo que, al contrario de lo que ocurre normalmente en el mercado de acciones, cuando el inversor puede ganar o perder con determinada inversión, en el caso de Petrobras los accionistas siempre ganan.

"Es una empresa que hoy en día está prestando servicios a los accionistas, a nadie más", afirmó el presidente.

El debate en torno a Petrobras se da en un momento en que la empresa sufre críticas y presiones incluso de dentro del Gobierno por el continuo aumento del precio de los combustibles.

Fuente: Sputnik