El presidente brasileño Jair Bolsonaro aseguró este viernes que tiene "confianza absoluta" en su ministro de Economía, Paulo Guedes, en medio de rumores de una posible dimisión o salida forzada del cargo.

"Tengo confianza absoluta en él, él entiende los problemas por los que pasa el Gobierno, (Guedes) asumió el cargo en 2019, hizo un trabajo brillante, cuando comenzó 2020, la pandemia, una incógnita para todo el mundo", declaró al lado del ministro en una breve comparecencia ante los medios​​​.

La declaración se da un día después de que cuatro secretarios del equipo de Guedes presentaran su dimisión en bloque, poco después de que el Gobierno alterara la regla del "techo de gastos" públicos para gastar más con el programa de ayudas sociales "Auxilio Brasil".

Guedes, por su parte, también quiso zanjar los rumores.

"No presenté mi dimisión, en ningún momento presenté mi dimisión, y en ningún momento el presidente insinuó cualquier cosa semejante", apuntó.

No obstante, la prensa local aseguraba que Guedes podría estar a punto de dejar el Gobierno, al ser desacreditado públicamente por las acciones del propio Ejecutivo y por haber perdido ya la confianza del mercado financiero, al que siempre prometió responsabilidad fiscal y rigor con el gasto.

Bolsonaro confirmó que las ayudas del "Auxilio Brasil" tendrán un valor mensual de 400 reales (71 dólares), y añadió: "Dejo claro a todos los señores: ese valor decidido por nosotros tiene responsabilidad, no haremos ninguna aventura, no queremos poner en riesgo nada relacionado con la economía".

El presidente también reafirmó la intención de repartir ayudas a los camioneros autónomos para compensar el aumento del precio del diésel, y prometió que el programa se limitará a 4.000 millones de reales (700 millones de dólares), aunque no explicó de dónde saldrán esos recursos.

Fuente: Sputnik