La siembra de soja tardía en el centro y norte de Santa Fe avanzó hasta el 95% del área estimada de siembra, que según estadísticas públicas y privadas es de 522.500 hectáreas. De acuerdo con el informe semanal elaborado por el ministerio de la Producción de la provincia y la Bolsa de Comercio de Santa Fe, en los departamentos del sur y del centro ya concluyó la siembra y sólo al norte resta la incorporación de algunos lotes. En este sentido, se esperan lluvias que brinden mejores condiciones de disponibilidad de agua útil en la cama de siembra.

En cuanto a los planteos de soja de primera, el informe destaca que un alto porcentaje continúa con su crecimiento presentando una buena estructura de plantas, con un estado de cultivo de bueno a muy bueno. Por el lado del maíz, en la zona se registraron algunos inconvenientes en lotes de primera por incidencia de las altas temperaturas. Pero más allá de esta situación específica, el informe destaca que el 93% del cultivo en la región se encuentra en estado bueno a muy bueno, con lotes excelentes, el 5% en estado regular y el 2% en estado malo. En el caso del girasol, los rendimientos promedios obtenidos se mantuvieron y fluctuaron entre mínimos de 1.400 kilos por hectárea y máximos de 2.800 kilos, al tiempo que se informó que en algunos lotes puntuales se alcanzaron los 3.000 kilos por hectárea.