Mientras el Gobierno nacional y los exportadores de carne siguen con las negociaciones para reabrir las exportaciones, el Mercado de Liniers tomó nota de esta situación y en la rueda comercial de hoy, la vaca registró subas cercanas a los 10 pesos.

El dato a tener en cuenta es que esta categoría tiene como destino China, que concentra entre el 75% y 80% de las exportaciones de la industria frigorífica. En las dos últimas semanas, el precio de esta categoría se había desplomado, en un contexto de fuerte incertidumbre por parte del sector exportador.

A medida que pasan las horas, se conocen nuevos detalles sobre cómo será el mapa ganadero exportador a partir de la próxima semana. Fuentes del sector privado adelantaron que se implementará un sistema de cupos durante junio y julio, con porcentaje a definir. Después de ese plazo, se volverá a evaluar el sistema, para analizar los pasos a seguir. 

El otro punto de discusión radica en el volumen de carne que el Consorcio Exportador ABC volcará a Precios Populares. Por el momento, son 8.000 toneladas mensuales y de acuerdo a trascendidos, podría llegar a las 14.000 toneladas.

La idea del Gobierno es limitar la exportación de cortes parrilleros, como asado, matambre y vacío. En el caso de las cuotas de carne de alta calidad, como Hilton, 481 y Estados Unidos seguirán en pie, mientras hay algunas dudas con el mercado del Kosher. Las autoridades nacionales dan señales sobre un posible acuerdo, tal como señaló la titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Mercedes Marcó del Pont.

En declaraciones periodísticas, la funcionaria  señaló que el Gobierno “está tratando de hacer armonizar las buenas noticias en materia de precios internacionales con preservar los intereses de los argentinos” y afirmó que “se está llegando a un acuerdo muy dialogado con el sector de la carne”.

La reapertura de las exportaciones vendrá de la mano con el anuncio de un Plan Ganadero, tal como anticipó el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas. El objetivo es incrementar la producción ganadera, para pasar de las actuales 3,2 millones de toneladas de carne a 5 millones. Entre otros puntos, contempla financiamiento para pasturas y forrajes, sanidad, biotecnología y genética.

También comprende una serie de beneficios impositivos, como amortización acelerada de inversiones y valoración por tenencia al cierre del ejercicio fiscal. En paralelo, prevé financiamiento para la infraestructura que requerirá el cuarteo, que estará vigente a partir de 2022.

Más notas de

Andres Lobato

La caída del stock bovino suma un factor alcista para el precio de la carne

El año pasado hubo casi un millón menos de cabezas

La industria frigorífica pide definiciones sobre reapertura de exportaciones

Las plantas exportadoras esperan por la flexibilización en las ventas al exterior

El trigo puede reducir el impacto en la caída de dólares del campo

En diciembre, el trigo puede generar dólares para cerrar un año más tranquilo

El Gobierno proyectó cosecha récord de maíz y sorgo

El maíz, camino a cerrar una muy buena cosecha

Carne: junio cerró con una caída en las exportaciones

El primer semestre todavía muestra números positivos

Soja: advierten que habrá una caída en las ventas

Quedan 21,7 millones  de toneladas de soja sin vender

Granos: cuáles serán los cultivos con mayores aumentos de área sembrada

Anticipan aumento en el área de siembra

Feedlots: sube el nivel de ingresos, pero no tendrá impacto en el precio de la carne

En junio, el encierre fue de 63,5%

Mejora en la cosecha de trigo elevó las ventas a 3.200 millones de dólares

Buenos Aires encabeza el listado de provincias trigueras

Luego de dispararse por el paro, el precio de la carne recuperó el equilibrio en julio

Los carniceros apuntan a incrementar las ventas de asado