La Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA) presentó su informe semestral sobre la Composición de los Precios del pan, la leche y la carne. Este trabajo pretende explicar qué hay detrás del precio de cada uno de estos productos.

En lo que respecta al pan, la Fundación registró un aumento del 26% entre agosto de 2020 y febrero de este año, donde alcanzó un promedio de $ 135 por kilo. Esto significa que el precio del trigo se multiplica por siete desde el campo hasta que llega al consumidor.

De estos 135 pesos, 29 corresponden a impuestos. Desde Fada explican que esta relación significa que “la carga impositiva es mayor que lo que sale producir el trigo y hacer la harina para ese kilo de pan”. David Miazzo, economista jefe de Fada, lo explica de forma gráfica: “Pesan más los impuestos, que la propia harina”.

“Para comprender cómo se va componiendo el precio, se tienen en cuenta todos los costos, impuestos y resultado que se obtiene en cada eslabón”, explican desde la Fundación. En el kilo de pan francés, su precio está conformado de la siguiente manera: el trigo representa $17 (13%) el molino $7 (5%), la panadería $82 (60%) y los impuestos $29 (22%). De los impuestos que paga la cadena, el 75% son nacionales, 22% provinciales y 3% municipales.

“Cuando se analiza el pan, se observa que la cadena viene incrementando la participación de sus costos en el precio final, acompañado de una caída en la rentabilidad. Los costos de casi todas las actividades aumentaron por encima de la inflación y por encima de los precios de venta (trigo y molino) existiendo un importante desfasaje entre precios y costos”, detallan desde Fada. Esto se explica cuando se desglosa qué compone el precio, donde el 67% son costos, 22% impuestos y 11% ganancias.

En los últimos 6 meses, desde Fada explican que la participación de los impuestos en el precio final bajó 3,5% y toda la cadena redujo sus ganancias en 3,6%. Desde la institución explican que esto se debe a la reducción del margen de ganancias de los integrantes de la cadena productiva del pan.

Según Miazzo, el problema de fondo de esta variación de precios es el valor de la moneda. “No es un tema de precios, tenemos un problema macroeconómico. Un profundo déficit fiscal que se financia emitiendo pesos que, sumado a falta de confianza, se traducen en pesos que cada vez valen menos: eso es la inflación”, explicó el economista.

Seguí leyendo: Continúa el deterioro de la cadena de valor del sector lácteo

Más notas de

ElAgrario.com  

Estiman una producción de manzanas y peras en la campaña 2020/21 de 1,18 millones de toneladas

Rainaudo: “Las AgTech significan un cambio en la manera de producir”

Inspecciones en cosecha del kiwi en Madariaga y General Pueyrredón

Corrientes: Pequeños y medianos productores venden su hacienda desde una plataforma virtual

Se firma un acuerdo para generar la repoblación de cinco localidades del sur de Santa Fe

Cítricos: Bajos rendimientos en Misiones y escasa exportación

Arte y campo en la historia argentina

El acceso al agua permite destinar más tiempo a la actividad social y escolar a los chicos en zonas rurales

Uno de cada cuatro niños, niñas y adolescentes de los hogares encuestados  participa de la actividad de juntar agua.

La UATRE de Entre Ríos le marcó la cancha a los empresarios avícolas

Influencers del campo muestran cómo se trabaja en las redes