En la provincia de Chubut, la Ley XVII-Nº 52 promueve y premia económicamente la obtención de pieles y cráneos de pumas y zorros colorados. Fundación Vida Silvestre Argentina (FVSA) requirió la inmediata derogación de la mencionada ley y lanzó una campaña solicitando firmas de la ciudadanía para reforzar el pedido con el apoyo de la sociedad.

Mediante una ley anacrónica, pero que sigue en vigencia, el Gobierno de Chubut fomenta la caza de animales silvestres nativos con incentivos monetarios, a razón de 1.000 pesos por cada piel de zorro, y 5.000 por piel y cráneo de puma. Otras implicancias de la ley incluyen las capacitaciones para colocar adecuadamente trampas para los animales, así como también obligar a los propietarios de campos a controlar a estos depredadores o a colaborar para que otros lo hagan.

Además de utilizar fondos públicos para la matanza de animales silvestres nativos, la ley establece una Comisión de Control de las Especies Depredadoras de la Ganadería, donde están ausentes la comunidad académica y científica, así como organizaciones ambientales y sociales. La sociedad civil únicamente está representada por la Federación de Sociedades Rurales de la Provincia de Chubut, por lo que la participación ciudadana se ve reducida y queda a merced de intereses unilaterales. De esta forma, ante un supuesto beneficio para un pequeño sector de la sociedad, el resto se ve perjudicado.

Impacto en la biodiversidad y el medio ambiente

El conflicto entre productores agropecuarios y animales silvestres es tan antiguo como la actividad misma. Desde entonces, y con un fuerte énfasis en las últimas décadas, los ecosistemas silvestres y las especies que los habitan fueron perdiendo esta disputa, sin consideración de los impactos negativos en términos de la riqueza de la biodiversidad y de los servicios ambientales como la calidad del agua, de los suelos, secuestro de gases de invernadero, control de especies portadoras de zoonosis, etc. El mundo de hoy no permite seguir produciendo como hace un siglo: Ha mejorado nuestro conocimiento y han empeorado drásticamente los indicadores de salud del ambiente, y las prácticas ganaderas han ido evolucionando para considerar estas variables.

Manuel Jaramillo, Director General de Fundación Vida Silvestre Argentina expuso: “El incentivo económico para la matanza de animales silvestres nativos demuestra grandes retrocesos en nuestra sociedad y acentúa la preocupación sobre prácticas productivas negativas para el ambiente”. Y agregó que hace falta elaborar planes de manejo de estas especies que estén basados en información técnica sólida para evaluar su situación poblacional, identificar claramente los problemas o conflictos con las actividades productivas, y analizar diferentes alternativas para solucionarlos. “Como se refleja en nuestra trayectoria y en nuestra visión institucional, creemos firmemente en que la producción y el desarrollo económico son compatibles con la conservación y el uso sustentable de los recursos naturales” sostuvo.

Desde la Fundación consideran que en los últimos años, la producción ha empezado a acompañar el cuidado ambiental implementado buenas prácticas e incorporando normativas de sustentabilidad. Y uno de los aspectos más atractivos es el desarrollo de incentivos de mercado para favorecer aquella producción amigable con el ambiente. Estos incentivos se apoyan en el respeto de la producción tanto por los ecosistemas y sus especies, como por el bienestar animal del ganado mismo.

Los predadores tope, como los zorros y pumas, son un eslabón fundamental en los ecosistemas, y esto incluye sinergias positivas incluso con la actividad agropecuaria:

  • En la práctica, la mayoría de zorros y pumas no predan sobre animales domésticos, pero protegen su territorio del ingreso de otros de su misma especie, convirtiéndose en aliados de la producción.
  • Poblaciones sanas de predadores previenen explosiones demográficas de otras especies como liebres europeas y guanacos.
  • Perros domésticos o asilvestrados suelen generar mayores daños que los carnívoros nativos, contribuyendo y perpetuando la confusión y estigmatización de los carnívoros silvestres.
  • La experiencia indica que el uso de perros protectores es una práctica efectiva que permite la convivencia de carnívoros y ganado doméstico.
  • Todas las otras herramientas de control letal o no letal de predadores han demostrado ser obsoletas y contraproducentes.

Para frenar esta situación, desde FVSA, no sólo enviaron una carta al gobernador de la provincia de Chubut, reclamando la inmediata derogación de la Ley XVII-Nº 52, sino que también lanzaron una campaña solicitando firmas de la ciudadanía para reforzar el pedido con el apoyo de la sociedad: “Sumá tu firma en www.vidasilvestre.org.ar/pumasyzorros”.

Fuente: Fundación Vida Silvestre Argentina, una entidad asociada a la Organización Mundial de Conservación (WWF, en inglés World Wildlife Fund).

Seguir leyendo: Buscan que el Parque Patagonia sea el centro de observación de fauna terrestre

Más notas de

ElAgrario.com  

Operativo en bodega neuquina: se detectaron 43 trabajadores sin registrar

Operativo en bodega neuquina: se detectaron 43 trabajadores sin registrar

Lucha contra la trata: se firmó importante acuerdo institucional

Lucha contra la trata: se firmó importante acuerdo institucional

La Uatre logró un aumento salarial del 48%

La Uatre logró un aumento salarial del 48%

Argentina revalidó su status sanitario ante Australia respecto a la EEB

Argentina revalidó su status sanitario ante Australia respecto a la EEB

Manzanas y peras: del valle al mundo

Manzanas y peras: del valle al mundo

Se aprobó la creación de la Comisión Federal de Producción Ganadera

Se aprobó la creación de la Comisión Federal de Producción Ganadera

#DesafíoTambero: ¿de qué se trata?

#DesafíoTambero: ¿de qué se trata?

Daños y polémica por la bajante histórica del río Paraná

Daños y polémica por la bajante histórica del río Paraná

Se exportaron 5,77 millones de toneladas de granos en el primer semestre por el puerto bahiense

Se exportaron 5,77 millones de toneladas de granos en el primer semestre por el 
puerto bahiense

Inversión para impulsar la inclusión de la mujer en la agricultura

Inversión para impulsar la inclusión de la mujer en la agricultura