Mientras avanza la investigación en el Senado, este jueves la Inspección de Personas Jurídicas de Santa Fe (IGPJ) amplió la denuncia por "enajenación de bienes" al detectar que una accionista de la firma agroexportadora Vicentin, donó el 10 de enero cinco inmuebles de sus propiedad a sus hijos. 

Las denuncias impulsadas por la titular de la IGPJ, María Victoria Stratta, fueron presentadas ante el juzgado Civil y Comercial de Reconquista, a cargo del juez Fabián Lorenzini, quien deberá resolver si acepta o rechaza el pedido de intervención de la administración por parte del Gobierno provincial.

En el documento, Stratta adjunta una escritura pública con fecha del 10 de enero en la localidad santafesina de Avellaneda, sede de la empresa, con el patrocinio de la escribana Mónica Lorena Ponticelli, mediante la cual la accionista de Vicentin, Bettina Eliana Padoán "dona con reserva de usufructo a sus hijos (algunos menores de edad) un inmueble".

El escrito agregara que existe "otra escritura de igual fecha -número 6- y ante la misma escribana, mediante la cual se dona, también a los hijos y con reserva de usufructo, tres inmuebles más", y se aporta como documentación una tercera escritura –número 7- bajo el mimsmo mecanismo, donde cede a sus hijos con la reiterada reserva otro bien inmueble".

"Todos los certificados, que también constan en el anexo, habían sido ingresados el 18 de diciembre de 2019", señala Stratta en el texto presentado ante Lorenzini.


Tras analizar y aportar documentaciones sobre casos similares en Daniel Buyatti, Roberto Oscar Vicentin y Martín Colombo, la titular de la IGPJ de Santa Fe destacó  que "esta información resulta relevante, teniendo en cuenta que con lo dispuesto en la ley general de sociedades, los directores deben garantizar a la sociedad su desempeño".

Otro caso de "enajenación de bienes" señalado por Stratta involucra a Roberto Oscar Vicentin, quien junto a su esposa María Soledad Raffin habrían realizado el trámite de protección de vivienda de un inmueble el 9 de diciembre de 2019.

Según la presentación del Gobierno de Santa Fe, el 5 de febrero pasado realizaron el trámite inverso y "en la misma escritura, luego de producir la desafectación, Roberto Oscar Vicentin vende a su hermana Natalia Julieta Vicentin,  el inmueble antes afectado como vivienda".