Con una fuerte caída del gasto de capital por parte del Estado, la inversión en el agro cayó 65% en el último año, según el Índice de Competitividad que publica Coninagro en forma trimestral.

La entidad cooperativista destacó que en un contexto de búsqueda de equilibrio fiscal, el dato que sobresalió en el estudio publicado fue que la inversión pública destinado a la agricultura se redujo 65,2% en la comparación interanual.

"Otros datos que arroja el informe remarcan la pérdida de poder adquisitivo de las familias (caída del salario real en torno a 6,2%) y la sostenida desmejora del desempleo (1,2%), junto con la reducción de los préstamos al sector privado (11,4%) ante tasas de interés muy altas, conformando un cuadro de situación que explica el deterioro del entorno macroeconómico", sostuvo Coninagro.

El precio percibido por el productor agropecuario mostró un retroceso en términos reales de 8,9% interanual, al mismo tiempo que el costo de producción promedio se incrementó por sobre la inflación.