El ministro de Agricultura, Luis Basterra, señaló que el Gobierno nacional ha realizado el esfuerzo de no incrementar los derechos de exportación a la producción granaria, en el marco de una campaña de granos 2019/2020 que de acuerdo a estimaciones públicas y privadas cerrará sobre las 130 millones de toneladas.

Las declaraciones del funcionario fueron en el marco del Congreso de Maizar, que se extenderá durante todo el día de hoy y por primera vez en su historia se lleva a cabo de manera virtual. En la apertura del evento, el titular de la cartera agropecuaria nacional destacó que “la campaña (del maíz) es casi récord y esto le da el doble de valor. De acuerdo a la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA), la cosecha del cereal avanzó hasta un 70% del área proyectada, con una estimación de volumen de 50 millones de toneladas.

Basterra señaló que “hemos hecho como Estado el esfuerzo de tener los derechos de exportación en niveles muy por debajo de lo que tenía en expectativa el mercado seis meses atrás”. Como se recordará, en los días previos a la asunción de Alberto Fernández en diciembre de 2019 se generaron rumores sobre fuertes subas en los derechos de exportación. En marzo, el Ministerio de Agricultura anunció la suba de las retenciones para el complejo sojero, que quedaron en 33%, mientras trigo y maíz se mantuvieron en 12% y girasol bajó al 7%.

El ministro señaló que sostienen esa política  “porque es la posibilidad de que continúe la actividad”. Y agregó: “al productor le represente una oportunidad para invertir en tecnología y tener los mejores resultados”. También explicó que buscan revisar la ley de biocombustibles, para impulsar la producción de bioetanol y burlanda y señaló que “estamos preocupados y ocupados por los hechos de vandalismo que están sucediendo en el campo argentino”.