Automotrices avanzan con suspensiones y retiros, por caída de ventas y exportaciones

Renault cerró desde el miércoles hasta hoy; Iveco ya comunicó a Smata un plan de ajuste

Brasil no mejora y acentúa crisis sectorial

Compartir

Como consecuencia del derrumbe en las ventas del mercado interno y un nivel de exportaciones que no se reactiva fuertemente, algunas automotrices vuelven a evidenciar problemas de producción con suspensiones de personal, retiros voluntarios y jubilaciones anticipadas.

Fuentes del sector automotriz aseguraron a BAE Negocios que entre el miércoles y hoy, "la planta de Renault (en la localidad de Santa Isabel, Córdoba) está cerrada, suspendiendo a 1.500 empleados". La situación paradójica es que la compañía francesa se prepara para una reestructuración por el lanzamiento de una nueva camioneta perteneciente a Nissan. Este evento será el lunes 30 de julio a las 10 horas.

En el caso de Iveco, donde trabajan 600 personas, las fuentes indicaron que "se espera que la fabricación baje a la mitad de los camiones que produce actualmente. Se está hablando con el gremio Smata de retiros voluntarios, jubilaciones anticipadas y algun pequeño plan de suspensión". El "coletazo" llegará con fuerza a las pymes autopartistas de Córdoba, principalmente, que se desempeñan como proveedoras de las terminales. Más aún, en un escenario donde se espera que otras fábricas sigan el camino de Renault e Iveco.

Fiat, por su parte, está produciendo 320 vehículos modelo Cronos por día. Como el mercado interno está en baja, el 70 por ciento es exportado y por el momento, esas operaciones comerciales evitan males mayores. "La situación es complicada y se espera un segundo semestre más complicado todavía. Esperemos que se reactive el mercado interno y que haya más pedidos de Brasil, aunque la situación en Brasil no es la mejor", manifestó un asiduo interlocutor del Gobierno.

Los problemas de Iveco no son nuevos. Hasta 2015, la firma del grupo CNH Industrial tenía una participación en el mercado interno superior al 40%. Con la apertura de la economía, esa cuota de mercado bajó a 26%, ya que los líderes globales que fabrican en Brasil (Scania, Ford, Volvo y Volkswagen, entre otros) recuperaron ventas por su mayor competitividad.

Financiamiento

En este cuadro de situación, el Ministerio de Producción agregará una línea que prepara con el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), y que se anunciará en los próximos días para ayudar a IVECO pero pensada en el segmento automotriz, señalaron desde la industria.

A través del Banco de Córdoba (Bancor), Iveco utiliza actualmente una línea de crédito a tasas del 18 al 22% que financia hasta el 70% de la unidad. Asimismo, el ministro de Producción, Dante Sica, se comprometió a sondear la posibilidad de que Brasil financie en la Argentina la venta de camiones Iveco fabricados en Ferreyra, trasladando la línea crediticia que aplica la compañía en Brasil.

La fábrica contaba con un plantel de 650 personas al iniciarse 2018. Si bien aplicó un plan de achicamiento discontinuando contratos, asegura actualmente que no tiene previsto despidos. Otro factor que preocupa a las terminales radicadas en el país es la futura renegociación del acuerdo comercial con México, que vence en marzo del 2019. Aunque no se conoce la postura del nuevo gobierno, los empresarios no quieren el libre comercio.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Ver mas noticias