Antes de hacer un giro hacia películas más experimentales (al menos en la manera de acercarse a temas y personajes) David Cronenberg fue un extraordinario exponente del género de terror. Y una de sus mejores películas es, también, una de las mejores adaptaciones de Stephern King a la pantalla grande: La zona muerta. La historia implica a un hombre bueno que adquiere el poder de saber el futuro de las personas con solo tocarlas. Lo obtiene, dicho sea de paso, por accidente, con dolor y sin buscarlo. Ese poder le permite saber que un político que será presidente llevará al mundo al holocausto nuclear. La pregunta moral -y la pregunta temible y el motivo del horror- es si debe hacer algo por impedir el desastre, si debe aniquilar a ese otro hombre. Por supuesto, la película es mucho más que eso, y genera un miedo muy por encima del efecto "susto", uno que permanece paranoico hasta hoy. Disponible en Amazon Prime Video.

La zona muerta - The dead Zone

Estados Unidos, 1983
Duración: 103 min
Dirección: David Cronenberg
Intérpretes: Christopher Walken, Martin Sheen, Brooke Adams, Tom Skerritt, Herbert Lom, Simon Craig

Más notas de

Leonardo Desposito

Un muy buen ejemplo del "realismo socialista"

Un muy buen ejemplo del "realismo socialista"

La Segunda Guerra Mundial hecha cine

La Segunda Guerra Mundial hecha cine

Cine clásico, teatro on line y los Stones en casa para el fin de semana

El mejor espectáculo para disfrutar en casa

Cine: dos novedades en streaming

La tierra de los hábitos constantes

Avatar II vuelve a producción tras pausa por la pandemia

Avatar II

Jesús Franco, cineasta entre el oro y el barro

Jesús Franco, cineasta entre el barro y el oro

We Are One: El "festival de festivales" de cine, gratis y on line

Ricky Powell, the individualist

Confirman realización del Festival de Venecia

Confirman realización del Festival de Venecia

Terror y autocines: cómo los EE.UU. salen de la cuarentena

Cómo los cines de EE.UU. esquivan la cuarentena

Qué ver en el cable para ser feliz

Qué ver en el cable para ser feliz