Un homenaje disparatado al cine de Alfred Hitchcock

Quizás no la recuerdan, pero hace unos años se estrenó Control Total, una película donde una inteligencia artificial involucra a un pibe (Shia LaBoeuf) en un aparente caso de terrorismo, lo que en realidad es la “tapa” para un crimen político que ha de cometerse en un evento público. Hay una chica, también, la hermosa Michelle Monaghan. La película es genial, divertida y desaforada... y la remake escondida del clásico de Hitchcock Intriga internacional, pero aggiornada. El final es una reelaboración de la secuencia del teatro de El hombre que sabía demasiado, y además hay parodia a ¡2001! Joya escondida. Va el sábado a las 22 por Paramount.

Shazam! 

Una de las cosas que entendió DC en su puja cinematográfica con Marvel (íEra hora!) consiste en que hace falta humor para que digiramos a los superhéroes. Shazam! (que alguna vez fue el Capitán Marvel, pero no vamos a entrar ahora en esa enorme historia) es ideal: el comic es sobre la familia, sobre pelear contra los malos por pura diversión, sobre la magia misma, sobre por qué esto es un cuento de hadas. Y la película, que toma como matriz la obra maestra Quisiera ser grande, es esa comedia luminosa sobre la infancia y su fantasía. Si no la vio, es una excepción hermosa, cómica y agridulce a la regla de este género superpoblado. Viernes a las 19,45 por HBO2.

Abzurdah

Abzurdah es una película notable en el panorama del cine argentino masivo. No solo es muy buena en cuanto a construcción de personajes y los actores -especialmente la China Suárezestán perfectos en sus roles, sino que en lugar de tomar atajos, esta historia de una chica que, por amor desaforado termina en la anorexia y la automutilación hace uso de las mejores, más precisas y tradicionales herramientas del melodrama, esas que hacen del cuento personal un vehículo metafórico para el paisaje social. O sea, es muy buena, en serio. Va el jueves a las 22 por Cine.Ar

Gremlins

Y aquí vamos de nuevo. Un bichito tiernísimo esconde en sí unos bichos malvados, crueles, cómicos. Nosotros mismos, en fin. Imaginen que toman el mito de Jeckyll y Hyde, lo mezclan con los Looney Tunes, lo ambientan en una Navidad en un pueblito estadounidense, le agregan una buena porción de El Show de los Muppets y ponen haciendo un cameo a Chuck Jones. Y que todo eso lo produce Steven Spielberg. Y que, además, lo dirige el parodista desaforado y amante del cartoon Joe Dante. Eso es Gremlins, sátira total y film capital de los 80. Mañana, 20, HBO Plus.