Vamos a hacer de entrada las consideraciones pertinentes. Estos títulos están "en alguna parte" en la web, en plataformas de modo legal (o no). El lector, que sabe cómo usar Google, encontrará la manera de llegar a ellas o -también va a suceder- utilizará esta lista a modo de guía para cuando estos títulos vayan apareciendo en grilas diversas. No espere consensos, no espere necesariamente "las películas más conocidas": en general están escondidas, y justamente por eso esta nota pretende hacer un rescate. Tambien van sin número: el arte no es deporte como para poner por encima una u otra obra que nos proveyó de felicidad. Vamos nomás.

Freaky

No debe de haber película más divertida, ni festival de humor negro (¿qué otro humor podemos ejercer este maldito año?) que Freaky. Dirigida por Christopher Landon, sigue las mismas reglas que su invención anterior: tomar un esquema de comedia y combinarlo con los lugares comunes del horror. Aquella fue Feliz día de tu muerte, donde una chica asesinada sangrientamente "volvía a nacer" en el mismo día (y decía "¡Esto es como esa película Hechizo del tiempo!"), aquí el film "base" es Un viernes de locos, donde madre e hija intercambiaban cuerpos (hay dos versiones: una con Jodie Foster y Barbara Harris de 1976 y otra de 2004 con Lindsay Lohan y Jamie Lee Curtis). Solo que en este caso son una chica linda pero no muy popular y un asesino serial y psicópata interpretado por un extraordinario Vince Vaughn. Hay muchísima sangre y mucha, michísíma risa que además -a veces con mucha sutileza- se lanza al cuello de la corrección política. De lo más divertido del año.

City Hall

Un de los más grandes cineastas vivos es Frederick Wiseman, documentalista estadounidense que ha hecho de la observación y del montaje un modo genuino del arte. Después de analizar muchas instituciones estéticas, sociales y políticas (la salud mental en su genial opera prima Tiiticut Folles; la violencia doméstica en, justamente, Domestic Violence; el mundo del espectáculo sexy en Crazy Horse, entre más de cuarenta obras, casi todas geniales), aquí revisa cómo funciona el Gobierno de la ciudad de Bosgton, la maraña burocrática, en las antípodas del glamour, que constituye un universo en sí mismo. Hay humor, además, la propia ironía del mundo reflejada por el ojo más experto del cine contemporáneo.

Greyhound

Extraordinaria película bélica. Básicamente porque, a contrapelo de la tendencia a la corrección política y la sobreexplicación, se dedica solo a contar el cuento de la más compleja y larga de las batallas navales de la Segunda Guerra Mundial entre un convoy aliado y una flota de submarinos alemanes. Todo es un enorme ajedrez con grandes momentos de acción, pero esa acción está dictada y movida por la inteligencia de los personajes, que son mucho más que soldados movidos por la necesidad ideológica: son hombres que deben sobrevivir y cumplir una misión. Tom Hanks está perfecto en una película que fue a Apple TV pero merecía (merece) la pantalla grande.

El robo del siglo

La película de Ariel Winograd que reproduce el mítico robo al Banco Río de Martínez es, sobre todo, una comedia. Pero además tiene algunas virtudes que ayer era cotidiana y hoy totalmente extraordinaria: no pontifica, no pone a los lúmpenes ni como héroes ni como villanos, narra solamente el combate de inteligencia e ingenio entre los ladrones y las adversidades, y decide que nada de esto sirve realmente para levantar el dedito de la moral. Como sucede con las buenas películas, nos permite a los espectadores colocarnos "del otro lado" . Y además tiene momentos de muchísimo humor narrados de manera precisa.

Swallow

Una película de terror, pero no de ese horror sobrenatural basado en el monstruo digital sino algo más cercano al miedo visceral, psicológico que nos causó Polanski con El bebé de Rosemary. Aquí hay un ama de casa bella con una vida perfecta, en apariencia y que, inexplicablemente, desarrolla un trastorno que le hace tragar cosas cada vez más -digamos, para ser suaves- difíciles de digerir. Con un aire a Safe -opera prima extraordinaria de Todd Haynes sobre "el mal del siglo"-, este descenso en el horror desde la superficie de la perfección conforme es no solo un filme político de contrabando, sino un gran cuento muy bien narrado.

Wolfwalkers

Si alguna vez vio El secreto de los Kells, conocerá el hermoso diseño y estilo de la dupla de animadores Tomm Moore-Ross Stewart. Inspirados en leyendas del norte de Gran Bretaña (celtas, sobre todo) aquí cuentan un bellísimo cuento de hombres-lobo dedicado a todas las edades. Mucho más bella, mucho más profunda (en el sentido más complejo del término), mucho más interesante y, sobre todo, mucho más divertida que Soul, probablemente sea la gran película animada del año.

Shaun the Sheep: Granjaguedón

Claro que también puede ser esta. Nueva producción de los grandes estudios Aardman para el personaje que nació con Wallace y Gromit y creció solo en una serie de culto, esta nueva aventura del cordero Shaun nos pone en contacto con extraterrestres. Y además de revisar con humor amable, muy cercano a la tradición del slapstick clásico (pero también al tono de Jacques Tati), los lugares comunes del cine de ciencia ficción, es uno de los pocos cuentos sobre lo ridículos que somos los seres humanos que nos trata con amor y cariño. Muy cómico.

Nomadland

Esta película comienza con un "comentario de actualidad": cómo se crearon comunidades de gente viviendo en tráileres cuando la crisis de las sub-prime en los EE.UU. de 2008. Pero el trabajo de Chloé Zhao -y el protagónico contenido, sin histrionismo ni patologías, de la gran Frances McDormand- es el de partir de la realidad para llegar a lo extraordinario. Que es el descubrimiento repentino, tragedia aparte, de una libertad que tiende al absoluto. Lo impresionante, en tiempos en los que todo el mundo trata de dar lecciones con las películas, es que esta no solo no lo hace sino que nos evade de lo cotidiano a partir de, justamente, lo más trivial.

Lo que arde

Este filme del gallego Oliver Laxe cuenta la historia del regreso al pueblo de un hombre acusado de incenciario y encarcelado. Pero el clima no es el del viejo tópico del "sospechoso rechazado" sino, desde el principio, con sus máquinas parecidas a extraterrestres y sus árboles-refugio, a un cuento de hadas donde lo tradicional (la vida del hombre y su madre, el campo, el bosque) se cruza con la modernidad (las máquinas, los televisores, las noticias, los autos). Una gran película que, además, propone la hipnosis del fuego, temible y fascinante.

Portrait d'une jeune-fille en feu

El romance casi imposible, a finales del siglo XVIII entre una joven y otra, que tiene como tarea retratarla. Hay mucho más que una historia de amor entre dos mujeres en un contexto donde tal cosa era anatema: hay además una vibración que nos habla del sentido del arte, de las posibilidades de crear. De cómo se transforman las emociones en un lenguaje que permite comunicarlas, algo que es tanto escencia de la pintura como, queda clarísimo, del (buen) cine. La realizadora Céline Sciamma crea momentos de enorme tensión con el juego de miradas que logran ser mucho más comunicativos que las palabras.

Más notas de

Leonardo Desposito

Netflix y los Oscar: diez películas favoritas para pelear los premios

Las 10 favoritas de Netflix para los Oscar de 2021

Terror y cine francés: dos clásicos imperdibles para ver en casa

Terror y cine francés: dos clásicos imperdibles para ver en casa

Música, teatro, encuentros: salidas perfectas para el fin de semana

Música, teatro, encuentros: salidas perfectas para el fin de semana

Hentai Sex School: animación y parodia XXX

Hentai Sex School es una sátira de las series y filmes sobre el High School americano mezclado con la parodia sexual

Enorme: la maternidad y la pareja, desde el humor salvaje

Enorme: la maternidad y la pareja, desde el humor salvaje

Zona de Riesgo: otra de acción "a reglamento" en la grilla de Netflix

Zona de Riesgo: otra de acción "a reglamento" en la grilla de Netflix

Netflix batió récord de suscripciones en 2020 gracias a la pandemia

Netflix, el gran ganador de 2020 gracias a la pandemia

Los cinco mejores presidentes de los EE.UU. que nos dio Hollywood

Los cinco mejores presidentes de los EE.UU. que nos dio Hollywood

Caen las acciones de Spotify por su apuesta a los podcasts

El podcast no tiene el peso que sigue teniendo la música

Liam Neeson, héroe de la taquilla estadounidense

Liam Neeson, el héroe de acción maduro que gana en la taquilla post pandemia