Como ustedes saben, Netflix lanzó un anuncio donde prometió una película de alto impacto, estreno exclusivo, cada semana de 2021. Es una apuesta grande, y el estudio-plataforma de streaming tiene espaldas para bancarlo. Ahora bien: ¿a quién no le pasa que ingresa en la grilla y no sabe qué ver? O cuál es la novedad, o dónde está esa película que recordamos (si está), etcétera. Este escriba, amigos, miró toda la grilla de filmes. Resulta que hay mucho muy bueno que está oculto o casi, y que merece conocerse. Más allá de clásicos (no hay demasiado, cada vez menos) o de la biblioteca de Ghibli-Miyazaki (que vale ya la suscripción), diseminadas por ahí se encuentran muchas películas valiosas y poco difundidas.

Familiares

Veamos dos familiares, o al menos para todo público, animadas. Una es The Breadwinner, dibujo de Nora Twomey que narra el cuento de una chica del Kabul dominado por el talibán que, para llevar comida a su casa, se disfraza como varón; la otra es Recuerdos del ayer, de Isao Takahata, que cuenta cómo el viaje de una muchacha de casi treinta años desde Tokio a su pueblo natal implica, también, un viaje a la infancia y la adolescencia. En ambos casos se trata de filmes de una gran belleza plástica y una sensibilidad emocional que nunca cae en el lugar común. Se pueden ver con chicos, de paso, aunque hablan de temas adultos.

Películas latinoamericanas

Hay dos muy buenas películas latinoamericanas. Una tuvo estreno comercial; la otra se vio aquí solo en la Sala Lugones. La primera es Aquarius, gran actuación de Sonia Braga como una mujer madura y sola que se resiste a vender lo que no solo considera su propiedad, sino sobre todo su hogar. La segunda es Ya no estoy aquí, vibrante película del mexicano Fernando Frías de la Parra sobre un joven músico que debe huir de su México natal para no ser asesinado por pandillas. En este último caso, la música y el tono siempre vivaz de la película superan la anécdota.

Comedias

Vamos con dos comedias de tono muy diferente. Deslizando a la gloria es una de esas locuras gigantes de Will Ferrell que habla de dos patinadores artísticos expulsados (por idiotas) que se odian, y solo pueden volver a competir como pareja. Que ambos sean hombres es un problema que el filme resuelve con absoluta gracia. 40 días y 40 noches es un filme romántico de Michael Lehman, un gran director poco reconocido, sobre un chico católico que apuesta que puede pasar 40 días sin vida sexual y tiene la desgracia de enamorarse en el medio. Pero aclaramos: la película trabaja otras complejidades mucho más sutiles que la "cáscara" de la historia.

Peliculas de acción en Netflix 2020

Dos películas americanas que van más allá de lo que sus directores suelen hacer. La balada de Buster Scruggs es un western en episodios hecho por los hermanos Coen donde los realizadores de Sin lugar para los débiles reencuentran la frescura, la ironía y el humor negro de sus primeros tiempos. Y Sangre, sudor y gloria, basada en un hecho real, narra cómo tres tipos (entre ellos Mark Wahlberg y Dwayne Johnson) montan una especie de estafa con gimnasios, se llenan de plata y terminan matando gente para sobrevivir, porque además eran idiotas. Una película totalmente sarcástica e inteligente que filmó, ni más ni menos, el rey de la explosión sin sentido Michael Bay. Probablemente la mejor película que hizo (o la única realmente buena).

Películas de terror

Dos de terror. Una, La Bruja, de Robert Eggers. Narra la historia de unos colonos del siglo XVII en los EE.UU., expulsados de su comunidad por cuestiones religiosas que se encuentran con el Diablo. Pero la película es sutil, construye el miedo con insinuaciones y llega a un final notable por su belleza totalmente perturbadora. En cambio Mandy, de Panos Cosmatos, con un Nicolas Cage desatado, es la historia de un tipo común ve cómo su familia es destrozada por un sangriento culto y su estilo es sangriento, trepidante, siempre con apuesta al shock. Ambas son buenas películas y se complementan.

Cine de autor para ver en Netflix

Y ya que hablamos de Cage, vamos con dos joyas ocultas de realizadores magistrales. El ocaso de la luz, de Paul Schrader (el guionista de Taxi Driver y Toro salvaje, el director de Gigoló Americano y Mishima) narra la última misión de un agente de la CIA que busca a un asesino mientras lidia con síntomas de demencia. Más una introspección que un thriller, como corresponde al cine del autor. Y Lazzaro Felice, de Alice Rohrwacher, va del costumbrismo un poco "raro" al surrealismo y la sátira social narrando la historia de un simple joven de campo que entabla amistad con un noble. Pero ese punto de partida va derivando hacia otros lugares, hasta una fábula que juega con la religión, las tradiciones, el contraste entre campo y ciudad y varias cosas más. Y como addenda a esta lista, recuerde que está Parasite, la última ganadora del Oscar y primer filme surcoreano en vencer a Hollywood en su propio juego. ¿Vio que hay mucho para ver? Juramos que esta lista es incompleta.

Más notas de

Leonardo Desposito

Cine ruso, teatro on line y pop para pelearle al frío desde casa

Juanes muestra sus Orígenes

Erotismo soft español entre los setenta y los ochenta

Las alumnas de Madame Olga: sexo y poder en los años setenta

Netflix lanza su propia tienda on line de merchandising

La tienda de Netflix, una estrategia de fidelización

Musical clásico en Qubit.TV: el cine de la felicidad completa

Cyd Charisse y Fred Astaire en Brindis al amor

Rápidos y Furiosos recupera la taquilla internacional

Rápidos y Furiosos 9, éxito global post pandemia

Amazon Prime: 4 películas que merecen mejor suerte

Donnie Darko, genialidad nunca estrenada en la Argentina

Una película logra 100 millones de dólares en escenario post pandemia

Un lugar en silencio II, primer gran éxito post pandemia

Videojuegos XXX en los albores de la era digital

Sex Olympics: aquellos juegos eróticos de los 80

Por (y para qué) ver clásicos del cine y dónde encontrarlos

El Ciudadano, puertta de entrada al cine moderno

Apuestas multimillonarias: cuánto gastarán las plataformas en 2021

Los SVOD se afianzan como centro del panorama audiovisual