Las manos de Dios 

Terror teológico y drama psicológico sobre padres e hijos

Las manos de Dios es una de las dos películas que logró dirigir el malogrado y simpático actor Bill Paxton, constante compinche de James Cameron. Es una película de terror teológico donde un hombre cree que puede ver demonios en gente común, a los que debe asesinar. Lleva a sus hijos para ello, y la película está narrada desde el menor, de unos diez años, que ama a su padre pero siente angustia ante los crímenes.

El filme tiene momentos de una tensión casi insoportable y logra unir el análisis de la relación entre padre e hijo con la reflexión sobre la naturaleza del mal. Por momentos, el drama psicológico le gana varios cuerpos al horror y esto, en lugar de conspirar contra el resultado final, le otorga un gran espesor a un filme por lo demás económico. No se estrenó en la Argentina (sí salió en video) y merece ser descubierto. Disponible en Amazon Prime Video.

El sol del membrillo 

El misterio de la belleza según Víctor Erice

El español Víctor Erice es un cineasta único. Apenas un puñado de largometrajes, varios cortos y otras experiencias bastaron para convertirlo en un maestro. Su tercer largo es El sol del membrillo, un documental -o especie de documental, dado que es también muchas otras cosas- donde registra el paciente trabajo de Antonio López García, un pintor tan fuera de serie como el director, para captar un instante preciso del tiempo, la luz perfecta sobre un membrillo. Lo increíble de esta película sumamente amena es que reflexiona sobre el arte (todo arte) y su relación con el tiempo con imágenes de enorme belleza. Película única.