Era una tarea que parecía imposible. Una misión que definió a un personaje. Y a una generación. Alcanzar una sola bellota, pequeña, inmóvil, mansa. Eso fue lo que intentó la simpática Scrat, la ardilla que estuvo presente en todas las películas de La Era del Hielo y que ahora tendrá su propia serie. Y aunque la meta inalcanzable de Scrat la mantenía viva, Blue Sky Studios, el estudio de animación que le dio vida, llegó a su fin. Y en su despedida le dio a la ardilla lo que siempre quiso: la bellota

Blue Sky cerró hace ya un año y es una de las tantas víctimas de la compra de 20th Century Fox por parte de Disney. El estudio de CGI había sido clave en todas las películas de La Era del Hielo, y también formó parte de producciones como Río o Horton y el Mundo de los Quién. Sin embargo, para darle una despedida acorde a la grandeza del estudio, Blue Sky estrenó un corto donde Scrat termina la aventura a la que la compañía la lanzó por primera vez en 2002. 

¿Qué tuvo que atravesar Scrat para alcanzar la bellota? En la primera Era del Hielo, sufrió el rompimiento de un glaciar entero al intentar guardarla y una pisada de un mamut. En la siguiente, provocó el deshielo que le da nombre a la película. Ya para la tercera, quiso compartirla con una ardilla de la que se enamoró, pero terminó robado y cayendo por un precipicio. En La Era del Hielo 4: la formación de los continentes, la bellota y Scrat son responsables de la separación de Pangea en seis continentes

También se lo vio en el espacio exterior y hasta en el cielo de las bellotas. En resumen, Scrat fue vital para las películas de La Era del Hielo, y se merecía una despedida donde alcanzara lo que tanto tiempo —nada menos que 20 años— buscó.    

El corto fue la última pieza de animación que Blue Sky Studios publicará, y no fue publicada por Disney para anunciar la nueva colección Ice Age en Disney+, no fue parte de ninguna campaña de marketing, fue un video no listado subido a Youtube. Directo del equipo a la afición, sin intermediarios.

La despedida de Scrat y la tristeza de los usuarios

"En los últimos días de Blue Sky Studios, un pequeño grupo de artistas se unió para hacer un plano final. Este plano es una despedida, un adiós en nuestros propios términos", se puede leer en el canal de YouTube donde se compartió el corto.

En el video, de apenas 34 segundos, se puede ver a Scrat alcanzando la bellota y abrazándola. Como siempre hizo, la sube a sus brazos con la intención de clavarla en el suelo. Pero en ese momento frena, probablemente pensando en que eso jamás le funcionó, y, en vez de seguir adelante, se la come. 

Una vez terminada, la ardilla se va, feliz, saltando seguramente en busca de otra bellota. O quizás hacia su próxima serie, La era del hielo: las aventuras de Scrat. Según anunció Disney+, ya están todos los episodios disponibles en su plataforma para que cualquier fanático continúe disfrutando a la ardilla. 

“Un navajazo en el hígado me hubiera dolido menos. Al menos por fin Scrat se ha podido comer la bellota”, “Siento que mi infancia está finalmente completa, por fin #Scrat logro comerse su bellota”, “Después de tantos años, Scrat pudo tener su nuez. #NoEstoyLlorando, tú lo estás” y “20 años le ha costado conseguirlo, pero lo ha logrado al fin, hasta siempre Scrat”, son algunos comentarios recuperados en de Twitter.

“Seis aventuras de Scrat, la ardilla dientes de sable, y su experiencia con la paternidad”, se lee en la descripción compartida por la plataforma para la nueva serie del animalito. Mientras que, el protagonista atravesaba su rutina de todos los días (cazar nueces), se encuentra casualmente con una cría de ardilla y se encariña completamente con esta. Ahora, sus prioridades están divididas entre Baby Scrat y la nuez, la cual no puede olvidar después de todo.

El primer capítulo se titula Nuts About You, Scrat; ahí Scrat conoce a su hijo, Baby Scrat y vive la dicha absoluta de ser padre, hasta que Baby Scrat ve la bellota por primera vez. El capítulo dos lleva el nombre LoFi Scrat Beats to Sleep/Chill to, Scrat toca una canción de cuna de percusión para que Baby Scrat deje de llorar y se duerma.