El western es el cine cuyo tema es el motivo central de (toda) América: civlización contra barbarie. Cuenta la conquista del Oeste americano, que es la historia de la expansión de ese país en territorios indios tras la Guerra de Secesión. Aquellos cowboys y pistoleros eran, en general, soldados del Sur vencido, llenos de tristeza y desesperación, y muchos se convirtieron también en militares del Norte vencedor en fortines de mala muerte. Un reflejo de historia que también ocurrió en el Sur del continente. Aquí cuatro películas que varían el tema con muchas inflexiones.

Río Grande

El más grande representante fue John Ford (no se exagera: el mejor cineasta de la historia), y Río grande es de sus trabajos más finos. Historia de un militar que se reencuentra con su esposa tras quince años de separación porque el hijo de ambos ha entrado en la milicia -además, bajo las órdenes del padre- es una historia de enorme modernidad, con un uso increíble de la fotografía en blanco y negro, y que contrapone deber, vocación y amor como cosas, a veces, irreconciliables. Grandeza de John Wayne y Maureen O'Hara. En Netflix.

Río Rojo

Otro río, este de Howard Hawks (también uno de los mayores cineastas de la historia, y buen amigo de Ford). Aquí Wayne es un hombre duro, jaqueado económicamente, que debe trasladar 9000 cabezas de ganado acompañado por su hijo adoptivo (Montgomery Clift), con quien no se lleva nada bien. Acción directa, diálogos filosos, y la ferocidad sin ningún atisbo de sentimentalismo que fue marca de fábrica de Hawks, el hombre que siempre ponía la cámara "a la altura del hombre" para meternos en la acción, al mismo tiempo movimiento y moral (el maestro, digamos, de Quentin Tarantino). En Qubit.TV.

La pandilla salvaje

La obra maestra de Sam Peckinpah, un tipo que hizo westerns y también rompió el género. Aquí hay una banda de pistoleros de una enorme crueldad que roban un banco sin saber que se trata de una trampa. Lo que los lleva a huir y a terminar involucrados en plena Revolución Mexicana. Los trabajos de William Holden como el líder de la banda de forajidos que se convierten en héroes, y del enorme Robert Ryan como el ex amigo que se pasó del lado de la ley sin perder la ferocidad son de antología. HBO GO.

El bueno, el malo y el feo

Sergio Leone tomó el western y lo realizó con mirada irónica, operística, latina al cien por cien. Le debemos, de paso, haber convertido a Clint Eastwood en una estrella. Aquí también hay otros dos grandes actores: Lee Van Cleef y un Eli Wallach que demuestra que el western también puede ser parte de la gran tradición literaria de la picaresca. Tres personajes que se buscan, amigan  y traicionan en busca de un tesoro mientras, alrededor, crecen el caos de la guerra y la confusión del dinero. Gran guión de Age y Scarpelli y banda de sonido icónica de Ennio Morricone. En Flow.

Más notas de

Leonardo Desposito

Joyas para disfrutar en la grilla de HBO Go

El Guardaespaldas, una película que mejora con el tiempo

Star Wars: Disney le puso fecha a series y películas nuevas del universo jedi

El universo Star Wars se expande en cine y plataformas

Tres grandes películas para ver con chicos en casa

Meteoro, para ver con chicos (y volver a ser chicos por un rato)

El animé japonés se vuelve éxito en los EEUU

Demon Slayer-El tren infinito, éxito global en las taquillas

Rarezas del cine argentino para disfrutar gratis

Fuga de la Patagonia, un western a la argentina

Pequeña historia de los cuerpos en el cine XXX

Una chica en el manga: modelo del nuevo cuerpo en el cine erótico

Spotify sigue creciendo en usuarios en el comienzo de 2021

Spotify sigue creciendo en usuarios en el comienzo de 2021

Qué ver en las plataformas de "cine gourmet"

Los paraguas de Cherburgo

Oscar 2021: la audiencia más baja de la historia de los premios

Central Station, la casa temporaria de los Oscar

Netflix fue el estudio que ganó más Oscar en la entrega 2021

Mank, la carta (a medias) ganadora de Netflix