En este mundo cambiante, una de las pocas cosas que permanecen entre los argentinos es el deseo de posicionarse en dólares como principal instrumento de ahorro. Este deseo además se acrecienta cuanto mayores son las restricciones.

No vamos a mencionar Dólar MEP ni la compra de los USD200 dólares por mes, ambos temas ya muy conocidos. Vamos a explicar dos alternativas para tener dolarizado el portafolio manteniendo la posición en pesos.

¿Por qué dolarizado?

Porque en ambos casos las inversiones se vinculan al tipo de cambio de manera que si sube el dólar, sube proporcionalmente el activo.

Una opción son los Fondos Comunes de Inversión Dollar Linked. Un ejemplo de ellos es el fondo AdCap Retorno Total que se puede suscribir desde la plataforma de InvertirOnline con un mínimo de 100 pesos. Los FCI son carteras de activos que se administran con un propósito, que puede ser invertir en acciones, bonos, etc. Este fondo AdCap Retorno Total tiene como objetivo proteger el capital en pesos frente a variaciones del tipo de cambio, es decir, busca que el inversor siga pudiendo comprar la misma cantidad de dólares en el tiempo.

Si con la inversión inicial podría haber comprado USD100, con los pesos que sigo teniendo invertido, debería poder seguir comprando USD100 también al cabo de un año.

Una persona que tiene planeado un viaje al exterior, podrá ahorrar en este fondo y así cuando tenga que pagar los gastos en dólares hechos con la tarjeta, sus pesos ahorrados no se habrán depreciado. De igual manera, una empresa que venda sus productos en pesos pero sepa que en unos meses tiene que pagar una importación en dólares, podrá usar este fondo como vehículo para cubrirse ante la suba posible del tipo de cambio.

En segundo lugar, un gran vehículo de inversión son los CEDEARs (Certificados de Depósitos Argentinos): instrumentos que cotizan en pesos pero que se pueden canjear por una acción en el exterior de un determinado activo. Por ejemplo, 2 CEDEARs de Mercado Libre pueden canjearse por una acción de Mercado Libre en Estados Unidos. Dada justamente esta posibilidad de canje de CEDEARs en pesos por acciones en dólares en el exterior, los CEDEARs siguen una paridad con el tipo de cambio. Más interesante aún, es que no sólo el inversor puede dolarizar su portafolio a través de este instrumento, sino que puede comprar acciones de las compañías más grandes y reconocidas del mundo. Si admirás a Elon Musk, podés ser su socio comprando CEDEARs de TESLA o si querés ser socio de los dos hombres más ricos del mundo y compartir su negocio, podés comprar CEDEARs de Microsoft y Amazon.

Hay mucho más por hacer por tus ahorros que solamente cuidarlos, también se los puede poner a trabajar para generar ganancias. Es más sencillo de lo que parece, es cuestión de informarse y dar el primer paso.

*Gerente de Research de InvertirOnline