No hace todavía un año del momento en el que el ahora reelecto Alberto Rodríguez Saá empezó a machacar en los oídos de sus compañeros: "Hay 2019". La crisis cambiaria estaba desatada y Mauricio Macri ya había recurrido al FMI, pero el peronismo aún no se veía con chances frente al ímpetu reeleccionista del Gobierno. En los once meses que pasaron entre aquella arenga y hoy, Cambiemos perdió 675 mil votos, el peronismo cerró una unidad bastante amplia, con la que recuperó para sí el gobierno de Santa Fe y las ciudades de Córdoba, Santa Rosa y Paraná, y la crisis económica no hizo sino empeorar. Faltan menos de dos meses para las PASO nacionales.

"Era necesario un triunfo en Santa Fe para sacudir las políticas nacionales. Ya empezamos a volver", dijo el gobernador electo Omar Perotti entrada la madrugada de ayer, cuando la militancia no paraba de reclamarle pronunciamientos nacionales que no aparecían en su discurso. Por esa prudencia, por la provincialización de la campaña y la victoria, la Casa Rosada no dudó en salir a instalar que el triunfo del peronismo unido en Santa Fe también jugaba para Macri. "Perotti inscribió un partido para jugar con lista corta", sonreían pícaros los voceros del gobierno nacional. La versión fue desmentida de manera tajante por el equipo del santafesino. "Opereta barata", dijo uno ante la consulta de BAE Negocios. "Pescado podrido", agregó otro.

La posibilidad del acercamiento con Perotti se asienta en la esperanza de que la incorporación de Miguel Pichetto al binomio presidencial atraiga a peronistas desconfiados de la unidad. Sin embargo, la expectativa que abrió el pichettazo en Cambiemos no se materializó aún. En la fantasía macrista, apenas anunciado el rionegrino como compañero de fórmula, los gobernadores, intendentes y dirigentes peronistas se encolumnarían en manada. Esperaban algo parecido a lo que sucedió el fin de semana en que Cristina anunció que el candidato sería Alberto Fernández: una catarata de apoyos peronistas, en forma de llamados telefónicos, whatsapps y mensajes en las redes sociales. Los gobernadores inundaron Twitter con saludos a la fórmula FF. Pero eso aún no ha llegado para Macri - Pichetto. Sólo aparecieron en la red del pajarito los esperables saludos de todo el elenco cambiemita, que se encolumna vertical detrás de las decisiones de la Casa Rosada. Extrapartidarios, apenas Carlos y Zulema Menem y Esmeralda Mitre. Pichetto es, por ahora, un candidato elegido para la política, específicamente para el círculo rojo y para el peronismo, que tranquilizó a los mercados pero todavía no cosechó apoyos traducibles en votos.

Pichetto desbloqueó las candidaturas múltiples que benefician por ejemplo, a Mario Negri

Una de sus primeras acciones internas, sin embargo, benefició a muchos candidatos de Cambiemos que habían quedado presos de la movida oficialista para clausurar las candidaturas múltiples. "Esto no tiene razón de ser", le dijo a Marcos Peña. Y automáticamente desbloqueó el impedimento que tenía, por ejemplo, Mario Negri, para volver a postularse en Córdoba. Doble ganancia para Cambiemos: Pichetto absorbe la negatividad (si es que existiese) de la promesa rota y además puede volver a candidatear a sus nombres más votados en las listas legislativas que acompañarán a Macri.

El senador absorbe la negatividad (si es que existiera) de la promesa rota

Pichetto salió a buscar el respaldo peronista desde el minuto cero. Ese será su rol durante la campaña. Aunque es probable que lo hayan anotado para una misión imposible.

"Hay que esperar a que decante. La primera expectativa era que, roto el dique (de la incorporación de peronistas a Cambiemos) se vendrían otros. Pero por ahora, más que algunas listas cortas no logramos", se lamentó ante BAE Negocios un integrante del elenco oficialista. Destacó, de todas formas, el gesto de apertura y cambio que implica la incorporación de Pichetto. Algo que, espera la Casa Rosada, impacte en el votante indeciso.

La gran incógnita que se abre es qué pasará con el Senado en los seis meses que quedan del primer mandato de Macri. Dos opciones, dicen en el Congreso: o entra en una parálisis prolongada (que sería el mejor escenario para Cambiemos) o comienza una embestida opositora unificada. Hoy desde el mediodía los senadores peronistas se reunirán para debatir y darán una señal sobre cuál de los dos caminos tomarán. Medirán fuerzas dos grupos: los que quieren funcionar en interbloque con el Frente para la Victoria frente a los que quieren mantener el bloque Justicialista (ya sin Pichetto), elegir a otro presidente de la bancada (suena el cordobés Carlos Caserio, con los votos de Juan Schiaretti; aunque ahora el peronismo deberá escuchar a otro peronista victorioso, y a la sazón senador: Perotti) y mantener cierta equidistancia de los deseos de Macri y los de Cristina.

En el primer grupo, que no descarta acercarse al peronismo kirchnerista, revistan algunos senadores muy cercanos a Pichetto, como el entrerriano Pedro Guastavino, y otros que le venían haciendo la interna desde hace tiempo, como su ahora ex vice, el formoseño José Mayans. En la vereda de enfrente también hay nombres que operaron junto al rionegrino todos estos años, como el de Rodolfo Urtubey.

El salteño preside la comisión de Acuerdos adonde, como contó BAE Negocios, Pichetto y el Gobierno sufrieron sus últimos y estruendosos traspiés, al no lograr avanzar con la designación de más de 75 jueces que la Casa Rosada esperaba con ansias. Esa pelea, en la que el peronismo de los gobernadores se le plantó a Macri aún antes del pichettazo, tendrá su correlato en la disputa por la silla que representa al bloque Justicialista en el Consejo de la Magistratura. ¿Coordinarán los mandatarios provinciales una movida para desbancar a Pichetto o le perdonarán la vida durante los próximos seis meses, hasta que se despeje la incógnita de la elección nacional? En la resolución de esa incógnita reside, en gran medida, la llave para vislumbrar los próximos cuatro años de la Argentina. ¿Hay 2019?

Ver más productos

El 28 comenzará la campaña "Si se puede" en Barrancas de Belgrano.

Marcha del #SíSePuede, la maratón proselitista de Mauricio Macri

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

Ver más productos