Oficialismo y oposición arrancaron sus vínculos en esta nueva etapa con más pasos en falso que certezas. A la desprolijidad expuesta por el Gobierno para presentar su primera gran iniciativa se sumó una llamativa grieta interna dentro de Juntos por el Cambio que hace prever la aparición de nuevos enredos en el futuro.

En la noche anterior a la postergada presentación del paquete legislativo, el propio Alberto Fernández salió a dar detalles de lo que se venía. En el primer fin de semana de gestión, el jefe de Gabinete había dado pistas en entrevistas a seleccionados diarios. Más allá de la estrategia de ir descubriendo el juego de a poco, el Frente de Todos dejó la sensación de que las medidas no estaban suficientemente discutidas, tal vez por la participación de demasiadas manos en la redacción. La anulación del artículo 85 para acercar posiciones con el bloque que comanda Mario Negri da muestras de la atropellada movida.

El texto suprimido merece ser resaltado: “Facúltase al Poder Ejecutivo Nacional a efectuar el rediseño organizacional de la administración pública nacional descentralizada mediante la modificación, creación, fusión y supresión total o parcial de organismos descentralizados, así como modificación de sus autoridades superiores, objetivos, funciones, atributos y competencias”.

Los legisladores pueden votar a favor o en contra de las distintas propuestas (movilidad jubilatoria, impuestos, etc.), pero solo en un Parlamento con mayoría absoluta del oficialismo -algo a lo que el peronismo solía estar acostumbrado históricamente- era viable que se levantara la mano a un artículo semejante. La norma, en rigor, no solo dinamitaba el clima de cortesía inicial con Juntos por el Cambio sino que dejaba expuestos a los dos bloques con los que el oficialismo se propone armar mayoría para temas sensibles (interbloque Federal y Unidad Federal).

Resuelto el punto más candente, la megainiciativa sigue dejando un gusto agridulce hasta para los propios. El cambio de paradigma de la economía del país, vía ajuste fiscal, no traza una hoja de ruta pormenorizada sobre los mecanismos reactivadores futuros, lo que generó más aplausos en los “malditos mercados” que en las voces progresistas. Lo anunciado apunta al objetivo de remediar las situaciones de pobreza extrema más que a encender la economía. El primer paso es generar recursos para tranquilizar a los acreedores. Para el resto, se pide discrecionalidad y fe.

La iniciativa, está visto, agarra mal parada a la cada vez más heterogénea bancada de Juntos por el Cambio. Un día después de pasar por la Rosada, los gobernadores radicales salieron a presionar para que se habilite la jura de los legisladores (no solo oficialistas) que reemplazarán a diputados que dejaron sus bancas para asumir en otras funciones. Arrancar la relación como una guerra total era tan inapropiado como el artículo 85 (ambos excesos se corrigieron con obvia sincronía). Sin embargo, dentro del principal espacio opositor no faltaron voces que proponían ir al choque frontal de entrada. Está en manos de Elisa Carrió dinamitar la forzada convivencia interna en la sesión de hoy. No es de esperar que Macri la impulse a ello, pero conforme reconozca que pierde poder interno su intransigencia irá en aumento.

La grieta, en definitiva, sigue siendo la tabla de salvación, la razón de existir para muchos protagonistas de la política nacional. Su incidencia generará tensiones, tanto en Juntos por el Cambio como en el Frente de Todos. Los aciertos y pasos en falso de la gestión de Fernández marcarán el protagonismo de cada tribu interna.

Más notas de

Gabriel Buttazzoni

Casi sin darnos cuenta

Casi sin darnos cuenta

Oficialismo y oposición arrancaron la nueva etapa con pasos en falso

Oficialismo y oposición arrancaron la nueva etapa con pasos en falso

Proclamar la unidad, un reiterado recurso discursivo

Alberto y Cristina durante la asunción presidencial

Cristina debió resignar poder para lograr el control

Cristina debió resignar poder para lograr el control

Cristina y Mauricio comparten la pelea por mantenerse vigentes

Cristina y Mauricio comparten la pelea por mantenerse vigentes

Fernández ganó con menos margen del esperado y se inicia una difícil transición

Una multitud copó la avenida Corrientes para celebrar la vuelta del peronismo al poder

Macri y Fernández monopolizaron un debate con acusaciones y tenor de diálogo de sordos

En la Facultad de Derecho, el debate tuvo un clima similar al de Santa Fe

Lammens dice que llegará al balotaje con "voto blando" de Cambiemos

Lammens y Segura presentaron su plan de transparencia de gestión

Lacunza se constituyó en vocero del Gobierno en el momento más crítico

Lacunza se constituyó en vocero del Gobierno en el momento más crítico

Sin poder real no hay margen para reinventarse

Sin poder real no hay margen para reinventarse