La Constitucional Nacional, como cualquier otra ley, debe entenderse como un todo y no como apartados estancos.

Es cierto, el artículo 110 de la CN que su compensación no puede ser disminuida de manera alguna. Sin embargo, la Carta Magna también establece en su artículo 16 que "La igualdad es la base del impuesto y de las cargas públicas".

¿Cuál de estas normas prevalece? ¿O hay que conjugarlas?

Si es así: ¿Como se conjugaría? Está claro que todos debemos pagar impuestos. ¿Los jueces acaso no deben pagarlos? ¿Se juega realmente en esto la independencia del poder judicial? ¿Podría ser desviada por ello las sentencias de los jueces? ¿Acaso no hemos visto, fundamentalmente, en estos últimos cuatro años que, por mas que exista la famosa "intangibilidad" de las compensaciones de los magistrados, el mismo no ha sido independiente, aunque esto no signifique que todo el poder judicial actúe de esta manera?

¿Los jueces idóneos, probos con sentido de la ética profesional, pasarán a ser corruptos porque paguen ganancias?

¿A esto se le llamaría equidad?

¿Mientras casi todos los trabajadores, los jueces no deben pagar? Pero más, aún ¿si la mayoría de los trabajadores no pagaran ganancias, los jueces no deberían pagarlas?

El principio de los impuestos es mantener un Estado Solidario en el que el Presupuesto nacional pueda ser utilizado de abajo hacia arriba y no, de arriba hacia abajo.

En muchas oportunidades -como en la del gobierno anterior- no se han volcados los recursos de la forma en que aquellos que menos tienen tengan que acortar la brecha con aquellos que más tienen.

Esta contribución a la sociedad debería volcarse a más y mejores hospitales, a generar un sistema de salud que llegue a todos en cualquier lugar del país; más educación pública, poniendo el centro en salario, la capacitación, construcción edilicia -creación de nuevas escuelas- y reforma de las que ya funcionan; el poder brindar a los sectores populares y medios el acceso a una vivienda digna con créditos blandos, tasas mínimas y cuotas fijas; bajar los intereses de las tarjetas de crédito y acceso a créditos baratos para promoción de pymes en sectores de punta que creen mayor y mejor trabajo.

Pareciera ser que los sectores que más cobran ûcomo siempreû no quieren verse afectados por el compromiso de la sociedad, en este caso, pareciera ser que los jueces cierran filas y tanto "progresistas" como "reaccionarios" no tienen diferencia en este sentido.

Es una lástima, sobre todo aquellos que dicen estar del lado de los trabajadores, en tanto se lo permite la ley, quieran diferenciarse de estos como si, desde el punto de vista de la equidad estuvieran por sobre encima de ellos.

¿Los jueces son o no son trabajadores? Si nos volcamos por el sí, siempre el trabajador de las categorías más altas pagó impuesto a las ganancias. Si nos volcamos por el no, con más razón debería pagar.

* Abogado laboralista y politólogo