"Una lectura placentera de la primera hasta la última palabra por la delicadeza y la verdad de sus percepciones", dijo sobre Primera Luz el ganador del Premio Nobel John Coetzee. Publicada en 1987, es una de las novelas más celebradas de Charles Baxter donde hace de una pequeña gran historia entre dos hermanos: Hugh , vendedor de autos, estancado en su pueblo natal del medio oeste de Estados Unidos; Dorsey, astrofísica con gran trayectoria personal y en pareja con un actor.

La trama, que va de atrás para adelante, se detiene en detalles del vínculo entre los protagonistas. Él, enterrado en un matrimonio sin pasión, que sublima sus frustraciones haciendo refacciones a la casa. Ella es una científica que deja una carrera en ascenso para vivir en la nieve de Minnesota con Noah, su hijo sordo, y un marido actor que le es infiel.

Baxter es capaz de describir lo cotidiano, el paso del tiempo, como si fuera algo cercano. No hay lugares comunes en su narrativa, pero tampoco estridencias. Busca captar la humanidad de las personas para lograr la maravilla de la literatura.

¿En qué medida el pasado define el presente? ¿Qué significado guardan los pequeños episodios de una vida como cualquier otra? y ¿cómo cambia el tiempo la percepción de esos pequeños episodios? son algunas de las preguntas que genera la novela.

No es un tratado de filosofía. Pero algunas de esas preguntas trascendentes subyacen en la trama de esta historia. El sencillo procedimiento de desandar los pasos de sus vidas revela el origen de sus traumas y sus aspiraciones, de los conflictos y los silencios, y deja también al descubierto cómo interviene el azar, o quizás el destino, en la configuración de una personalidad a lo largo del tiempo.

Baxter es un maestro del semitono, un finísimo observador del detalle significativo y un narrador tan contundente que enseguida nos sumerge en las trayectorias de sus personajes, con quienes convivimos deseando que nunca concluyan, aunque sepamos que todo final tiene un comienzo.

Esta novela esta en las librerías publicada por Fiordo, la misma editorial que publicó Stoner, de John Williams, Una guía sobre el arte de perderse, de Rebecca Solnit, y Once tipos de soledad, de Richard Yates. Todas ellas historias sencillas, cotidianas y escritas con maestría.