El Derby County, equipo dirigido por la leyenda del fútbol inglés Wayne Rooney, entró en concurso de acreedores y recibió una dura sanción en lo deportivo: le quitaron 12 puntos en la tabla general.

La English Football League (EFL) investiga las irregularidades financieras y podría aumentar la sanción hasta los 21 puntos. Como el equipo no recolectó buenos resultados en la competencia que transita la fecha 8, actualmente están en el fondo de la tabla de posiciones con -2 puntos.

Tras la noticia, el propietario del equipo y declarado fanático de toda la vida de su club, Mel Morris, informó que desde que asumió su función en 2015 invirtió de su propio bolsillo más de 200 millones de libras (232 millones de euros) para tratar de solventar esta situación.

Derby County con -2 puntos

“Debido a que la pandemia de Covid-19 ha tenido un impacto severo en los ingresos y ganancias de todos sus negocios, el club no ha podido cumplir con sus obligaciones financieras diarias”, informó el Derby en un comunicado de prensa.

El Derby County estima que el impacto del coronavirus en los ingresos fue de alrededor de 20 millones de libras (23,4 millones de euros). Durante la temporada pasada, el equipo dirigido por Rooney logró evitar el descenso a la tercera categoría inglesa, pero el panorama para este torneo los pone en una muy difícil situación.

La situación financiera del equipo que fue ganador dos veces del torneo de primera división inglés (en 1972 y 1975) provocó que en enero del 2020 se acordara la venta del club como así también el estadio Pride Park Stadium. Sin embargo, la EFL impugnó la transición.

Aún no se sabe qué sucederá con los contratos de los jugadores y del propio director técnico en la medida que el concurso de acreedores avance. "Nuestros objetivos inmediatos son asegurar que el club complete todos sus partidos en la Championship esta temporada y encontrar partes interesadas para salvaguardar al club y sus empleados", aseguraron los administradores actuales. 

“Hacemos un llamamiento a la EFL para que ayude ahora al club y a los administradores en todo lo que puedan en su esfuerzo por encontrar un comprador”, el comunicado del equipo. Según informaron algunos medios británicos, el club tiene pérdidas mensuales de 1,5 millones de euros.