El tremendo presente del protagonista y el antecedente de la valuación del pase de Neymar al PSG hacen para el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, un sueño de difícil concreción el hacerse con los servicios de Harry Kane, que costaría 250 millones de euros (293 millones de dólares).

Harry Kane es la nueva sensación de la Premier League

El delantero inglés, autor de 13 goles en 12 partidos esta temporada, se conviritó en los últimos meses en el centro de los rumores que apuntan a que podría ser el siguiente en dejar el Tottenham para desembarcar en el club merengue, siguiendo la senda de Luka Modric y Gareth Bale.

No obstante, todavía fresco el recuerdo de los 100 millones de euros pagados por Bale en 2013, Pérez prefiere mostrarse cauto respecto a una eventual nueva negociación con el presidente del Tottenham Daniel Levy.

“Creo que es un magnífico jugador y además es joven, pero nosotros estamos encantados, no sólo con Benzema, sino con todo el equipo que tenemos”, dijo Pérez tras asistir a los premios The Best de la FIFA. Y Pérez cree que la fama de Levy por retrasar los pases lo más posible durante la ventana de traspasos para lograr el mejor ingreso posible supondría que querría más de los 222 millones de euros que el París Saint Germain pagó por Neymar al Barcelona en agosto.

“No (le he pedido precio), porque si pido por el precio me dice 250 millones”, dijo el titular madridista.