Después de las dos primeras semanas de la exhibición de Tenet, la película épica de ciencia-ficción dirigida por Christopher Nolan, pueden sacarse algunas conclusiones (poco satisfactorias) respecto de cómo funciona hoy la audiencia en salas. En el primer fin de semana, el filme logró recaudar en los Estados Unidos casi u$ 30 millones en las poco más de 2100 pantallas permitidas, lo que excluye dos mercados fundamentales como Nueva York y Los Angeles.

En la segunda, la recaudación cayó a solo u$ 6,7 millones. En dominó, el siguiente título grande de Warner Bros., Mujer Maravilla 1984, que debía estrenarse a principios de octubre, pasó a Navidad (siempre de manera condicional). En el mundo, Tenet superó los u$ 200 millones, pero requiere por lo menos el triple para ser negocio, si se considera los costos de lanzamiento global. Más cara la película, más caro el lanzamiento.

En épocas normales, incluso si no fuese la de Nolan la película más recaudadora del año, habría recuperado su inversión en poco más de quince días. Tuvo críticas favorables y un buen boca a boca, además de la base de fans importante que tiene el realizador. Pero es simple: el Covid generó un enorme miedo en los públicos respecto de ir a las salas. A eso se suman, además, las restricciones de gente en cada sala, que es casi imposible consumir snacks, etcétera. Y un factor más: el crecimiento que tuvo el streaming generó, en menos tiempo del que las empresas lo esperaban, un definitivo cambio en los hábitos de consumo del audiovisual. 

De allí que la mayoría de los estrenos "grandes" planeados para la segunda mitad de 2020 hayan caído en un limbo. Disney planeaba lanzar aún dos tanques: Black Widow, de la línea Marvel y Soul, el último filme de Pixar, ambos en noviembre. Pero ya no es seguro. Lo mismo sucede con otras películas como, por ejemplo, la última entrega de James Bond con Daniel Craig, No time to die.

De hecho, los dos únicos "tanques" que tuvieron un lanzamiento, Tenet aparte, de "emergencia" fueron Trolls World Tour, en digital vía Amazon Prime (en los EE.UU.; sin fecha en la Argentina aún) y Mulan, que fue directo al SVOD de Disney con un pago aparte de u$ 30. De paso: Mulan es de los contenidos más pirateados actualmente.

Más notas de

Leonardo Desposito

Películas para disfrutar del Fin del Mundo

Películas para disfrutar del Fin del Mundo

Cine, teatro, música y baile para disfrutar en casa

Cine, teatro, música y baile para disfrutar en casa

Disney aplaza sus "tanques" hasta 2021

Disney aplaza sus grandes tanques hasta 2021 y pone en crisis a los cines

Los cazadores de la mirada ajena

Los cazadores de la mirada ajena

Diversidad en la pantalla: un gran negocio para Hollywood

Diversidad en la pantalla: un gran negocio para Hollywood

Malas noticias para Hollywood en la taquilla americana

Malas noticias para Hollywood en la taquilla americana

Los Emmy 2020 y el ocaso de la televisión tradicional

Los Emmy 2020 y el ocaso de la televisión tradicional

Cuatro noches de película

Cuatro noches de película

Cine latinoamericano, teatro y buena música

Due Date

Amores contrariados en Netflix y el arte del Bosco en Mubi

Amores contrariados en Netflix y el arte del Bosco en Mubi