La nota central de la versión papel de Variety esta semana refiere a las chances de Peacock, el sistema de video on demand de NBC-Universal/Comcast, para pelear en el ahora sobrepoblado campo de este tipo de servicios. Un campo donde sigue mandando Netflix, donde Disney Plus sumó más de 50 millones de suscriptores en pocos meses, donde HBO Max está a punto de salir al mercado (y sí va a incluir Lo que el viento se llevó), donde Amazon Prime Video sigue pisando fuerte, y donde la pandemia de Covid-19 causó tantos estragos como en cualquier otro sector de la economía global.L a pregunta de fondo -pertinente más allá de los Estados Unidos- es cuáles son las posibilidades de que los usuarios potenciales sumen fuentes de contenido. La respuesta es simple: mínimas.

Peacock se lanzará con dos modelos. Uno será el servicio premium pago; el otro -que es aquel al que la firma le presta más atención y donde concentrará su publicidad- es en el servicio gratuito sostenido por publicidad, que promete no más de cinco minutos de la misma por cada hora de contenido. El cálculo que realiza la empresa es simple: el mercado de pago está saturado y la crisis económica desatada por la pandemia hace que cada vez más personas busquen una alternativa OTT gratuita, incluso si tiene que ver publicidad.

Hay muchos servicios que funcionan de esa manera (y son accesibles desde la Argentina, además) como Vudu (de Wallmart, que permite alquiler y compra, además de contenido con publicidad) o Pluto.TV (lanzado recientemente en nuestro mercado). Y hoy los usuarios, ante los obligados recortes de gastos por la crisis, los buscan mucho más. NBCU admite que ese es su norte: liderar el mercado de los AVOD (Advertising-Supported Video On Demand, video a la carta sostenido por publicidad). Tampoco tiene muchas alternativas.

La biblioteca de la firma es menos impresionante que la de HBO o Disney, y no realiza contenidos originales a la manera de Netflix. Contará en el lanzamiento con The Office, que le pertenece, pero gran parte de su contenido "de peso" está licenciado a terceros y solo lo recuperará en el curso de los próximos dos años. El lanzamiento, además, coincidía con los Juegos Olímpicos de Tokyo, para el que tenía exclusividad. Pero, otra vez, el Covid hizo de las suyas. Pero el plan puede funcionar si se posiciona en el sector que, todos los analistas coinciden, más va a crecer en el on demand: el gratuito. No por nada, su slogan publicitario será "Free as a bird". Libre, o gratis, como un pájaro, el pavo real símbolo de la firma.

Más notas de

Leonardo Desposito

Christopher Nolan y Tenet o el regreso del cine grande a las salas

Christopher Nolan y Tenet o el regreso del cine grande a las salas

El Festival de Mar del Plata, todo el año desde casa

El Festival de Mar del Plata, todo el año desde casa

Sexo y Perestroika: de Moscú con mucho amor

La película muestra el desfase entre la moral de Estado y lo que realmente hacían los ciudadanos

Diez películas extraordinarias para ver en Disney+

Diez películas extraordinarias para ver en Disney+

Tenet, Scooby Doo y más: cómo vuelve el cine al AMBA

Tenet, Scooby Doo y más: cómo vuelve el cine al AMBA

Brad Pitt, genio y figura: cuatro películas en Netflix y Amazon

Brad Pitt, genio y figura: cuatro películas en Netflix y Amazon

Globos de oro 2021: pantalla grande, glamour mínimo

Globos de oro 2021: pantalla grande, glamour mínimo

Esteban Trebucq: mucho más que "el pelado de Crónica"

Esteban Trebucq: mucho más que "el pelado de Crónica"

Carina Deferrari, de la magia de la radio a la masividad de CrónicaTV

Carina Deferrari, de la magia de la radio a la masividad de CrónicaTV

Todo sobre el FIBA, buen folclore y un paseo imperdible con el buen tiempo

Todo sobre el FIBA, buen folclore y un paseo imperdible con el buen tiempo