El defensor Marcos Rojo es el único futbolista del actual seleccionado argentino que jugó la final del Mundial de Brasil 2014 ante Alemania pero, a la vez, es uno de los que menos participación tuvo en el ciclo de Lionel Scaloni.

A más de cinco años de la fatídica final disputada en el estadio Maracaná de Río de Janeiro, Rojo es el único "sobreviviente" argentino que estará este miércoles en el amistoso que se disputará en el estadio Signal Iduna Park de la ciudad de Dortmund.

El jugador de Manchester United, de Inglaterra, será titular, compartirá la zaga central con Nicolás Otamendi y tendrá una nueva oportunidad para ganarse un lugar de cara a la Copa América 2020 y a las eliminatorias sudamericanas.

Este será el segundo partido del platense, de 29 años, en el ciclo Scaloni luego de jugar por completo en la victoria sobre México (4-0) del pasado 11 de septiembre en Estados Unidos.

El ex Estudiantes de La Plata ya avisó que su prioridad es volver a ser una pieza clave del seleccionado argentino por lo que a fin de año podría buscar un nuevo destino futbolístico ya que en Manchester United sigue sin continuidad.

En lo que va de la temporada 2019/20, Rojo jugó apenas 30 minutos en la liga Premier, un partido de la Copa de la Liga y fue titular en las dos presentaciones por Liga de Europa.

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos