Analistas y agentes del mercado financiero elevaron sus perspectivas de inflación a 23 por ciento para 2017 y a 16 por ciento para 2018, según un informe dado a conocer hoy por el Banco Central.

En tanto, para los próximos doce meses (hasta octubre de 2018) situaron la variación de precios en 17,3 por ciento.

Las estimaciones correspondieron al Relevamiento de Expectativas de Mercado ( REM) que publicó hoy el BCRA.

En esta oportunidad se relevó información entre el 27 y el 31 de octubre y participación 54 informantes, entre los cuales se cuentan 32 consultoras y centros de investigación locales, 15 entidades financieras de Argentina y siete analistas extranjeros.

El mercado espera una inflación estable en los próximos seis meses, con una variación de 1,5 por ciento para noviembre y diciembre y de 1,4 por ciento entre enero y abril del año próximo.

No obstante, se verificó cierto respiro por el lado de la inflación núcleo, que sería de 1,4 por ciento en el último bimestre, para caer a 1,3 por ciento enero y a 1,2 por ciento en los tres períodos subsiguientes.

Para los meses posteriores, se espera un IPC núcleo de 14,3 por ciento a fin de 2018.

Si bien estas proyecciones no serían consistentes con las metas fijadas, la tendencia de desaceleración le da justificativo a la política oficial. Frente a este escenario, el mercado aguarda una tasa de política monetaria de 27,25 por ciento, al menos hasta marzo del año próximo.

El tipo de cambio es estima en 18 pesos a diciembre de 2017 y a 20,5 sobre el final de 2018.

En tanto, los analistas elevaron levemente de 2,8 a 2,9 por ciento el pronóstico de crecimiento para este período y lo ubicaron en 3,1 por ciento para el próximo año.

El déficit fiscal primario fue estimado en 417 mil millones de pesos para este año y en 412 mil millones para 2018.