El Centro Azucarero Argentino (CAA) considera que hay un error en la estimación oficial de costos para elaborar el bioetanol de caña de azúcar lo que dio lugar a una reducción del 29% en el precio del biocombustible. 

Así se lo hizo saber en la víspera una delegación del CAA, encabezada por su presidente, Fernando Nebbia, al ministro de Energía, Juan José Aranguren, a quien solicitaron la suspensión “inmediata de la medida” dispuesta en el Boletín Oficial la semana que pasó.

Los integrantes del CAA consideraron que los costos del sector están por encima del precio que arroja la disposición gubernamental en cuestión. 

“Este precio no cumple con la premisa de cubrir los costos más una utilidad razonable como dispone la Ley 26.093 de Biocombustibles”, estimaron los azucareros.

En tanto, “la solicitud se fundamenta en la naturaleza zafrera de la actividad sucroalcoholera y en el hecho de que las decisiones de política comercial se adoptaron considerando las condiciones de las normativas vigentes desde 2007”.

El CAA está convencido que los costos estimados por la Estación Experimental Obispo Colombres, de Tucumán, diferían absolutamente de los considerados por los organismos oficiales en los que se basaron para bajar el precio del bioetanol en un 29 por ciento. 

Además informó al al ministro “el tremendo efecto que la medida de reducción del precio del bioetanol de caña tendrá sobre la viabilidad de muchas empresas del sector así como sobre el empleo en las provincias de Tucumán, Jujuy y Salta”.