El banco de desarrollo estatal de Brasil está recurriendo a la tecnología blockchain que apuntala al Bitcoin para impulsar la transparencia luego de una serie de escándalos de corrupción que generaron dudas sobre sus prácticas crediticias.

Blockchain, inicialmente concebido como una forma de eludir los controles del banco central, se está generalizando ya que algunos gobiernos consideran usar el libro digital para mejorar la rendición de cuentas. Con sede en Río de Janeiro, el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social, BNDES, planea desplegar la tecnología en dos frentes para mayo: un proyecto vial en el vecino estado de Espirito Santo y el financiamiento de una organización no gubernamental que trabaja para evitar la deforestación del Amazona y estimular el emprendimiento sustentable.

Ambos son pequeños proyectos que servirán como terreno de prueba para la nueva tecnología, dijo Gladstone Moises, gerente del departamento de TI del banco. "Queremos probar las posibilidades y ver qué es viable", dijo a Bloomberg en una entrevista. "Estamos pensando en otras posibilidades que involucran préstamos al sector público e incluso a empresas".