Al ritmo de la baja de tasas de Leliq que viene impulsando el Banco Central en las últimas semanas, y con la morosidad en aumento, bancos aceleraron la rebaja en los costos de financiamiento para empresas y familias.

Según los datos del Banco Central, la tasa de los adelantos en cuenta corriente, una de las líneas más utilizadas por las empresas para fondearse a corto plazo, pasó de un promedio de 90% al inicio de septiembre a 74,8% ayer. En tanto, el interés de los préstamos personales cayó de 74,8% a 64,8% en el mismo lapso.

De esta forma, las tasas de los créditos bancarios se acercan a los niveles pre PASO.

Desde que el Gobierno implementó el cepo cambiario en el arranque de septiembre, y el BCRA decidió relajar el ajuste de la base monetaria, el rendimiento de las Leliq a 7 días se redujo 14,3 puntos porcentuales (de 85,27% a 70,98%).

Según analistas, la decisión del BCRA de convalidar tasas cada vez más bajas tiene que ver con su intención de comenzar a darle algo de aire a la economía en la previa electoral y evitar que la incobrabilidad, que viene creciendo de la mano de la recesión, se transforme en un problema aún mayor para el sistema financiero.

De acuerdo a los últimos datos informados por el Central, el ratio de morosidad del crédito total al sector privado llegó a 4,7% en julio, su nivel más alto desde fines de 2005. La cartera de préstamos en situación irregular tuvo un crecimiento interanual de 2,4 puntos y se espera que la tendencia se haya acentuado en los meses siguientes. Hoy el BCRA dará los números de agosto en su "Informe sobre Bancos".

En el análisis por sector surge que la mora de los préstamos a las empresas alcanzó el 4,6% de esa cartera, mientras que en el caso de las familias llegó a 4,8 por ciento.

"Los bancos están teniendo problemas, la morosidad está teniendo un impacto importante producto de la situación económica", señaló el analista financiero Christian Buteler, quien además destacó que la baja de las tasas de las últimas semanas aún no basta para hablar de un alivio sobre la actividad.

"La tasa en 85% o en 70% para la economía es prácticamente lo mismo. Hoy tenés un mercado de crédito totalmente cerrado, porque a esas tasas no podés financiar ninguna actividad productiva", señaló el analista financiero Christian Buteler.

"El mercado de crédito está prácticamente paralizado", agregó.

Los préstamos en pesos al sector privado cayeron en septiembre un 3% en términos reales, de la mano de una contracción en las líneas destinadas al financiamiento del consumo del 4,7% real.

Si bien los datos del BCRA muestran que el crédito a las empresas tuvo un incremento mensual en su stock de 2,2%, sigue sigue siendo el sector más castigado en el acumulado del año, con un desplome interanual de 37,6 por ciento.

Desde la consultora LCG estiman que 2019 cerrará con un stock de préstamos al sector privado en torno a 7,6% del PIB, el menor nivel de los últimos quince años.

Ver más productos

Miles de personas llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos de Capital y Gran Buenos Aires.

17 de octubre: una lealtad eterna

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

La Amazonia y la destrucción del mundo

La Amazonia y la destrucción del mundo

Ver más productos