El Ministro de hacienda, Nicolás Dujovne, tiene previsto anunciar la semana próxima los resultados fiscales del tercer trimestre del año, en el marco de un crecimiento sostenido de la recaudación tributaria. El anuncio de las cuentas públicas estaba previsto para el jueves pasado, pero debido a la actividad electoral, el ministerio decidió pasarlo para la semana próxima, cuando fijará la fecha exacta.

Para este tercer trimestre, el déficit estimado deberá rondar los 117.000 millones de pesos, con un acumulado desde comienzos de año de 312.000 millones de pesos, alrededor de 3,2% del Producto Bruto Interno (PBI).

En Hacienda destacaron el buen comportamiento que viene teniendo al recaudación tributaria debido al mayor nivel de actividad económica, el impacto del “Blanqueo de Capitales”, y la menor inflación.

Así, en julio la recaudación creció 32% en términos interanuales, en agosto el 33% y en septiembre otro 30%, lo que, unido a una contención en el gasto, habría permitido alcanzar la meta del trimestre de un déficit acumulado de 312.000 millones de pesos.

Todo esto le permitirá llegar al cuarto trimestre del año con una pérdida de 97.500 millones de pesos y un acumulado de 409.500 millones de pesos, lo que equivale a la meta de 4,2% del PBI.

Dujovne consideró que "es imprescindible seguir bajando el déficit para reducir la vulnerabilidad económica", y sostuvo que la meta de dejar el rojo en 3,2% del PBI en 2018 "es un componente crucial para avanzar en la reducción de la pobreza".