En una jornada donde el Banco Central y las entidades financieras públicas jugaron fuerte ante una persistente demanda de divisas, el dólar estadounidense cerró  este viernes a $55,39 para la punta compradora y a $59,55 para la vendedora, según el promedio elaborado por el Banco Central y anotó una suba semanal de 47 centavos.

En el Banco Nación, por su parte, la divisa estadounidense terminó sin cambios y finalizó a $59, mientras la cotización más elevada se dio en los mostradores de Banco Piano a $60,40.

"Las ventas del Banco Central y del resto de la banca pública colaboraron hoy para evitar una suba más pronunciada de los precios del dólar" analizó Gustavo Quintana de PR Cambios. El organismo que conduce Guido Sandleris concretó ventas y logró así moderar la presión alcista, lo cual fue complementado con participación de entidades financieras estatales.

Por su parte, el dólar mayorista subió once centavos respecto del día anterior y se ubicó en $57,32, al tiempo que en la semana acumuló un incremento de 65 centavos. "Tercera semana consecutiva con subas del dólar mayorista, que alcanzó hoy su nivel más alto desde la última semana de agosto pasado" destacó Quintana. El volumen negociado en el segmento de contado fue de US$436 millones, mientras que se registraron US$3 millones en el mercado de futuros MAE.

Te puede interesar:

 

Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios, explicó que el tipo de cambio mayorista volvió a subir en el mercado de cambios porque "la falta de oferta que hace varios días se viene notando y el consiguiente aumento de la demanda para coberturas de futuros del próximo lunes". Además, resaltó que "otro motivo del incremento en su cotización fueron los giros al exterior que hacen para el pago de deuda de importaciones".

"Es por ello que el Central se anticipó a los compradores y colocó oferta de la divisa en el sistema Siopel de partidas de US$10 a US$20 millones y habrá vendido aproximadamente unos 100 millones", finalizó Izzo.

¿Qué pasó con la tasa de Leliq?

El Banco Central volvió a convalidar una baja  -78 puntos básicos - y la tasa de interés de las Leliq cerró a 79,20%. De esta manera, retrocedió 314 puntos básicos en la semana y la autoridad monetaria se acerca a su objetivo de piso de 78% en septiembre, que tendrá hasta el lunes para confirmar.

El total adjudicado fue de $223.919 millones sobre vencimientos por $207.875 millones y a partir de esta operatoria se generó una contracción de liquidez de $16.044 millones.