Al Gobierno le cuesta cada vez más conseguir dólares en el mercado local. El Ministerio de Hacienda colocó ayer u$s514 millones en letras del Tesoro en moneda estadounidense a 7 meses y 1 año, contra los u$s1.250 millones que buscaba renovar, y tuvo que pagar un 2,35% mensual para obtener otros u$s1.638 millones en la licitación del Bono en moneda dual con vencimiento en 2020.

Desde la cartera que conduce Nicolás Dujovne informaron ayer que para las Letes a 210 días (vencen el 8 de febrero de 2019) recibió órdenes por un total de u$s257 millones, de los cuales decidió adjudicar u$s220 millones con una tasa de corte del 4% nominal anual en dólares.

En tanto, por las letras a 378 días (con vencimiento el 26 de julio del año que viene) las ofertas llegaron a u$s297 millones y aceptó u$s294 millones a una tasa nominal anual en moneda estadounidense del 5,50%, en línea con el rendimiento récord que había pagado en la licitación de la semana pasada.

La colocación de ayer vuelve a demostrar que al Gobierno se le está haciendo más difícil captar dólares en la plaza local, ya que las ofertas son menores y las tasas exigidas por el mercado para refinanciar la deuda a largo plazo, cada vez más altas.

El grueso del financiamiento obtenido por el Tesoro ayer provino de la colocación de u$s1.638 millones en Bonos de la Nación Argentina en moneda dual (pesos y dólares) con vencimiento en 2020, que despertaron un mayor interés entre los inversores.

Por estos títulos, el Gobierno recibió órdenes por un total de u$s2.144 millones y decidió convalidar una tasa del 2,35% nominal mensual (alrededor de una tasa interna de retorno del 32% anual), en línea con el rango esperado por el mercado.

De esta forma, descontados los vencimientos de Letes, el equipo económico de Cambiemos se quedó con poco más de u$s900 millones de financiamiento neto.

Con la colocación de ayer, el Gobierno quedó a un paso de cubrir las necesidades de financiamiento de este año -analistas calculan que restarían cerca de u$s500 millones- cuando todavía faltan poco más de 5 meses para el cierre de 2018.

El dato negativo es que el costo de renovación del stock de Letes, que ya se ubica cerca de los u$s16.000 millones, es cada vez más caro, y en la city porteña ya hay quienes hablan de una nueva "bola de nieve" con estos instrumentos.

En lo que resta del año, el Tesoro deberá enfrentar vencimientos de Letes por alrededor de u$s10.000 millones. En el contexto actual, será un importante desafío para el equipo económico que comanda Nicolás Dujovne.

Desde el Ministerio de Hacienda salieron a aclarar que si bien los u$s514 millones obtenidos en la licitación de Letes de ayer no llegan a cubrir los cerca de u$s1.250 millones que vencían, hay que recordar que la semana pasada había obtenido ya u$s422 millones con estos mismo instrumentos y que el resto será refinanciado con parte de lo conseguido con el bono dual.