Cuando faltan tres meses para que el gestor de índices MSCI, de Morgan Stanley, defina si la Argentina califica para ser considerado Mercado Emergente, la Comisión de Economía Nacional e Inversión del Senado comenzará a tratar hoy a las 10 el proyecto de la denominada Ley de Financiamiento Productivo, clave para lograr ese objetivo negado al país en 2017.

"Será aprobada de taquito, porque ya tuvo media sanción de Diputados con un tratamiento muy ágil. Y porque es muy importante para que el país salga de la categoría de Frontera en la que está sumergido. A todos los actores les conviene", dijo a BAE Negocios un broker que participó de la elaboración del proyecto.

La "nueva-vieja" ley para el Mercado de Capitales, como la llaman con ironía algunos operadores con larga experiencia en el recinto de la Bolsa de Comercio porteña, fue presentada por el oficialismo en noviembre último ante el plenario de las comisiones de Finanzas y de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados.

Precisamente, Diputados la aprobó el 22 de noviembre el proyecto oficial por 136 votos en favor y 45 en contra. Y el presidente Mauricio Macri mencionó la iniciativa días atrás, cuando inauguró las sesiones ordinarias en el Congreso de la Nación.

Tres pilares

Entre los objetivos declarados, el proyecto procura potenciar el financiamiento de las Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), que si bien han incrementado el acceso en el mercado de capitales, acceden a una mínima porción del fondeo total. Además, elimina las multas como fuente de ingresos para evitar conflictos de interés y establece impuestos por ganancias de capital en la compra- venta de acciones que no posean oferta pública.

Pero los puntos más importantes para el mercado serán tres:

► la eliminación de la facultad que desde 2013 tiene la CNV de designar veedores con poder de veto en los directorios de las empresas;

► el otorgamiento de ventajas impositivas para los Fondos Comunes de Inversión (FCI) cerrados;

► la habilitación de la securitización de las hipotecas, lo que permitirá a las entidades financieras mejorar su posición de liquidez erosionada por la sostenida demanda de créditos, en especial los hipotecarios que ajustan por UVA.

Las entidades financieras han tratado de compensar esta situación con plazos fijos ajustables por UVA, que solo en los dos primeros meses del año han crecido 273 por ciento, de 2.848 millones de pesos a 7.779 millones, según datos del Banco Central.

Emergencia

Pero operadores del mercado consultados por BAE Negocios consideran que la Comisión de Economía Nacional e Inversión que presidirá desde hoy la senadora radical por Tucumán Silvia Elías de Pérez tendrá una finalidad superior: la de encauzar definitivamente el rumbo de la Argentina hacia la recategorización del país como Emergente.

El gestor de índices MSCI le negó esa posibilidad a la Argentina en junio de 2017. Dijo entonces que no estaba asegurada la irreversibilidad de los cambios llevados adelante por Mauricio Macri. Desde entonces, el Gobierno ha llevado adelante iniciativas para alcanzar ese logro, como la autorización de la venta en corto por parte de la CNV, a principios de año.