En el último trimestre del año, en un intento por pasarse a activos más líquidos y tentados por el rendimiento de las Lebac, los bancos desarmaron el 20% de su cartera de bonos provinciales y aumentaron fuertemente su tenencia de Letras del Banco Central. En rigor, según los últimos datos del organismo monetario, la cartera de bonos de provincias pasó de $19.855 millones en septiembre a $15.868 millones en diciembre, mientras que del otro lado, las Lebac en su poder aumentaron casi $85.000 millones, de $356.635 millones a $441.273 millones.

Sin embargo, más allá de las ventas de los últimos tres meses, en el año la cartera de títulos subsoberanos en los bancos se triplicó de la mano del aumento de las emisiones de deudas tanto en el mercado local, como en el exterior.

La tenencia de Lebac en los bancos aumentó casi $85.000 millones en los últimos tres meses del año

Con títulos por poco más de $10.512 millones, Buenos Aires es la provincia que concentra, por lejos, la mayor porción de títulos subsoberanos, acaparando el 66,2% del total.

"En los últimos meses, muchos optamos por activos más líquidos, más en diciembre después del cambio en el cómputo de encaje del BCRA", explicaron desde la mesa de dinero de un banco local. "Después siempre depende de la necesidad de cada banco", agregó. En diciembre, por cuestiones estacionales, la demanda de dinero es mayor a otros meses y el cambio en el encaje al que hace referencia la fuente fue la medida por la que el BCRA dejó de tomar de manera trimestral el encaje para hacerlo mensual, como en el resto del año. En diciembre las Lebac rendía, en promedio, el 28% anual, tanto para los plazos más cortos como para los largos. Claro que los vencimientos más lejanos no superan los 8 meses, justamente una de las características que diferencia a las letras de los bonos o notas, que son de más largo plazo.

En cuanto al rendimiento de los bonos provinciales, depende del plazo y de quien lo emite. "Para los que buscan plazos largos, hay bonos como el de Buenos Aires 2028, que rinde entre 7,20% y 7,30%. Sino, de más corto plazo, está el de Buenos aires a 2024, que ofrece un rendimiento de entre 6,20% o 6,30%", explicó Gastón Moltrasio, gerente de inversiones de Southern Trust, que administra un fondo compuesto por títulos provinciales.

Pero la diferencia entre la tasa que ofrece cada provincia a veces es abultada. Un bono de Entre Rios a 2025, pero con duration similar al de Buenos Aires 2024 rinde cerca de 8,10% anual. "Son casi 200 puntos básicos de diferencia. Es un premio muy significativo por la diferencia del riesgo entre dos provincias", destacó Moltrasio.

Los bancos también comenzaron a ser más selectivos en su cartera de bonos provinciales después de una normativa del BCRA, que estableció que a partir de agosto nuevos parámetros para autorizar a los bancos a tomar deuda de los gobiernos provinciales, reduciendo del 40% al 20% la relación entre los servicios de la deuda y los ingresos fiscales.