En los próximos dos años el Gobierno nacional saldrá a buscar al mercado 56.200 millones de dólares para financiar el déficit fiscal y financiero. De ese total, la mitad será para cubrir vencimientos de deuda, de acuerdo al programa financiero de 2018 y 2019 presentado ayer por el Ministerio de Finanzas.

El ministro Luis Caputo presentó públicamente la hoja de ruta que tendrá el Gobierno en los mercados en los próximos dos años. Para el año que viene habrá que salir a buscar 30.100 millones de dólares. Con ese dinero se financiará el déficit primario por 20.500 millones de dólares y 13.400 millones para cubrir intereses de deuda. De ese total, 10.900 millones corresponden a vencimientos de títulos públicos. En comparación con el programa de este año que termina, las necesidades de financiamiento cayeron un 20%, ya que se habían pautado 40.300 millones de dólares de toma de deuda para 2017.

El camino del Gobierno nacional en el mercado financiero comenzaría temprano en el año, ya que en enero tendría lugar la primera emisión de bonos del año, aunque todavía resta definir por qué monto se realizará la operación. La intención de Finanzas es achicar la necesidad de financiarse en el exterior y en dólares para cambiar el perfil de la deuda y para no estar tan expuesto a un eventual shock externo. Según había comentado Caputo durante la presentación del presupuesto del año próximo, la idea de fondo es poder financiarse en un 60% en pesos y en el mercado local, que todavía es chico para poder ofrecer los fondos para cubrir el déficit del Estado nacional.

Finanzas, además, eligió presentar el plan de toma de deuda de 2019, que será por un total de 26.100 millones de dólares. El déficit primario se llevaría 15.000 millones del programa general, mientras que los intereses ganarán terreno y pasarán a necesitar 14.300 millones. La ayuda desde el Banco Central será menor a la de 2018: pasará del equivalente al 1,1% del producto bruto a 0,5%. En los dos años proyectados, entonces, los intereses de deuda exigirán la mitad de los dólares que irá a buscar el Gobierno: 27.700 millones de un total de 56.200 millones.

Caputo afirmó ayer durante la conferencia de prensa conjunta en que se anunció el cambio en la meta de inflación que "en 2018 y 2019 vamos a financiar un déficit del 3,2%", puntualizó. Y añadió: "Vamos a tener que financiar 30 mil millones de dólares en 2018. Vamos a tener un menor déficit pero todavía vamos a tener un menor financiamiento del Banco Central y así llegamos a 26 mil millones para 2019". "Vamos a tratar de ir aumentando cada vez más el nivel de financiamiento en lo que es le mercado interno y en lo posible en moneda nacional para ir eliminando o reduciendo la dependencia externa de este financiamiento", explicó. "Este nivel de endeudamiento si bien es transitorio es perfectamente sostenible", aclaró Caputo.