La coyuntura muestra que el programa de alivio frente a la devaluación tiene un sesgo "pro-rico": el 56% de los pesos que busca inyectar en el ingreso disponible está destinado a la clase media alta y alta. Una mirada más de largo plazo muestra que por la dinámica de precios relativos, que deja entrever el derrotero de la política distributiva del período, también inclinó la cancha contra los sectores de menores ingresos. Según el IET, por los tarifazos y por el impacto de la devaluación en los alimentos, durante el último año la inflación fue más abultada para el decil de menos ingresos (57,5%) que para el de mayores (52,4%). Lo mismo se observa entre 2016 y 2019: 264,9% a 211%.

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos