La Unión Industrial Argentina ( UIA) reclamó la suspensión de los aumentos energéticos en la actividad manufacturera hasta que el sector atraviese la crisis productiva y de empleo. La postura la llevó la entidad a las audiencias públicas de la semana pasada cuando se argumentó el aumento del costo del gas en boca de pozo que afectará de manera directa a las empresas fabriles de uso intensivo.

El jefe del Departamento de Energía de la UIA, Alberto Calsiano, le confirmó a BAE Negocios que los industriales esperan una señal de confianza hacia el sector fabril para enfrentar la tormenta anunciada por el Gobierno. "Existe una necesidad de suspender, de aplicar un impass en la aplicación del aumento hasta que se logre recomponer la situación de las empresas pymes", confirmó el integrante técnico de la entidad.

Los industriales advirtieron que la aplicación de las variables contempladas en el esquema que diseñó el exministro Juan José Aranguren, para actualizar tarifas a partir de la evolución del índice de precios mayoristas (IPIM), junto con el costo promedio de producción y la devaluación, el aumento rondará el 180%. "Con una inflación mayorista anual del 36,5%, una devaluación de más del 100% y el precio del gas de boca de pozo que tenía que pasar de u$s 4,68 el millón de BTU a u$s 5,26, el aumento es desmedido para una industria que está en problemas", destacó Calsiano.

Fueron a apenas 10 minutos los que le permitieron a Calsiano expresar el reclamo de la UIA en las audiencias públicas de la semana pasada ante el Enargas. Allí también alertó por el efecto laboral que impactará el aumento en los costos energéticos. "Esto se agrega con lo ocurrido en el decrecimiento de la actividad industrial, y con el tema de empleo que viene en disminución. Esto es panorama complicado, no es queja pour la galerie sino un hecho concreto", enfatizó el referente energético de la entidad.

La situación energética complicó el panorama de las industrias y es otro eje de tensión entre la UIA y el Gobierno que aún no quedó expuesto. La llegada de Javier Iguacel a Energía distendió la relación y, de hecho, tomaron la decisión del actual secretario de cambiar la política de ascenso en los precios para recién bajar en 2030 como algo positivo.

Sin embargo, ese acuerdo a largo plazo contrastará con la crisis por la que atraviesan las fábricas a partir de la dolarización de los costos energéticos. Sucede que el conflicto no está centrado en el precio del gas sino también en el relacionado a la electricidad. La presentación técnica del Departamento de Energía de la UIA se complementará con una acción política de las autoridades de la entidad con los funcionarios de primera línea.

"Necesitamos señales y hechos concretos. Para pasar este momento, todos tenemos que poner el hombro, no sólo los industriales", afirmó uno de los líderes empresarios.

Más notas de

Ariel Maciel

El consumo en supermercados y mayoristas se disparó en marzo, al inicio de la cuarentena

El consumo en supermercados y mayoristas se disparó en marzo

Pymes petroleras advierten por empleo en el sector si se retrasan los pagos

Las empresas buscan evitar despidos en el sector

Pymes industriales preparan planes para la actividad pospandemia

Pymes piden nuevas leyes laborales como parte del plan para la pospandemia

Con caída récord al inicio de la cuarentena, la UIA alerta por el futuro de las fábricas

Con caída récord al inicio de la cuarentena, la UIA alerta por el futuro de las fábricas

Analizan el congelamiento de tarifas

Sólo en abril, el Estado volcó más de $160.000 millones de asistencia directa

En abril, el Estado volcó más de $160.000 millones de asistencia directa

Alarma entre industriales por el cierre de fábricas y la imposibilidad de mantener empleo

Alarma entre industriales por el cierre de fábricas y la imposibilidad de mantener empleo

Más de 25% de autopartistas usaron sus ahorros para pagos

Más de 25% de autopartistas usaron sus ahorros para pagos

Nación y provincia analizaron una reapertura fabril en Buenos Aires

La UIA le pide al BCRA una fuerte inyección de liquidez para salvar a las fábricas

La UIA pide al BCRA una inyección de liquidez para salvar fábricas