La recaudación alcanzó en octubre los 219.713 millones de pesos y mostró un alza del 31,4% con relación al mismo mes del año anterior, con lo que los ingresos fiscales se mantienen por encima de la inflación esperada para este año.

El incremento en los ingresos fiscales estuvo explicado por los tributos vinculados a la actividad económica como el consumo y el nivel empleo.

“Esta mejora es un reflejo de la mejora en la actividad económica”, aseguró el titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Alberto Abad, al dar a conocer las cifras a la prensa.

En línea con este razonamiento, el funcionario destacó que el IVA del sector Manufacturero subió 47% en términos interanuales, el de Comercio Mayorista y Minorista el 42%, los servicios profesionales e inmobiliaria, el 41%.

Todo esto ayudó para que el IVA en su conjunto creciera 41% en términos interanuales durante octubre, para alcanzar los $69.400 millones, de los cuales el componente impositivo aportó $47.200 millones, con una suba del 36% y el componente Aduanero el 58% a $24.000 millones.

Por el Impuesto a las Ganancias, los ingresos sumaron $48.700 millones, un 26,7% más que en igual mes del año pasado, con un incremento del 57% del sector aduanero, con algo más de $3.500 millones.

También crecieron 31,6% los aportes a la Seguridad social, para redondear $59.800 millones, “con un crecimiento del 0,8% interanual en el personal registrado”, aseguró Abad.

Por su parte, el impuesto a los Créditos y Débitos bancarios recaudó más de $14.200 millones, con un crecimiento del 26,5%.