El Gobierno colocó ayer en el mercado local Letras del Tesoro (Letes) por 1.000 millones de dólares, en la primera licitación del año, informó el Ministerio de Finanzas.

Se adjudicaron 500 millones de dólares en Letes 196 días, que vencen el 27 de julio de 2018, y otros 500 millones a 364 días, con vencimiento el 11 de enero de 2019. La emisión se realiza luego de que la semana pasada el gobierno colocó tres bonos por 9.000 millones de dólares en el mercado internacional, con lo que el gobierno ya sumó deuda dólares por 10 mil millones en la primer semana del año.

El monto total de las órdenes recibidas para la licitación alcanzó los 2.880 millones de dólares, que casi triplicó la oferta de la colocación. Se distribuyeron en 1.904 millones para la Letra a 196 días y 976 millones para la de vencimiento a 364 días y se recibieron 4.579 órdenes de compra. El Ministerio informó que se adjudicó el total de las órdenes recibidas en el Tramo Minorista por hasta 50 mil dólares inclusive.

A las ofertas del Tramo General de la Letra a 196 días se les aplicó un factor de prorrateo de 24,70% y a al titulo más largo uno de 50,56%. Para las letras a 196 días el precio de suscripción fue de 985,19 dólares por cada 1.000 de valor nominal, que representa una tasa nominal anual de 2,80%. Para los títulos a 364 días el precio de suscripción fue de 970,01 lo cual alcanza a una tasa nominal anual de 3,10%.

El rubro que más creció en las estadísticas de deuda pública es justamente la deuda a corto plazo, que se duplicó entre el segundo semestre del 2016 y el año pasado. Este tipo de pasivos está integrado, básicamente, por la emisión de Letras del Tesoro. El stock de Letes circulantes creció 294% en un año: pasó de u$s5.577 millones a junio de 2016 hasta los u$s21.997 millones de mitad de este año.