La Unión de Aseguradoras de Riesgos del Trabajo (UART) salió al cruce de los peritos de la Justicia Laboral, a los que acusó de distorsionar los porcentajes de incapacidad en comparación con los litigios en donde actuó una comisión médica, como establece la ley sancionada este año.

La entidad que nuclea a las empresas del sector denunció que "hay 18,2 puntos de incapacidad adicionales a los que marca la aplicación del Baremo (tabla oficial)" para el caso de los juicios en donde el trabajador no pasó por la comisión, mientras que, para los procesos en donde el demandante sí pasó por una de ellas, la diferencia con la sentencia baja a 15,6 puntos.

Este fenómeno se debe, según la UART, a que los peritos judiciales utilizan tablas diferentes o varias a la vez, "sin especificar el criterio, ni el uso realizado de ellas". Por otro lado, a que el perito "cobra en función del resultado de juicio (a mayor porcentaje de incapacidad, mayor honorario)", y a las diferentes "interpretaciones" del Baremo de Ley o de los porcentajes máximos que permite el Baremo.

Por ejemplo, en los casos en donde según el Baremo la incapacidad es 0, los peritos otorgan un porcentaje de incapacidad del 19% y, si actúa una comisión médica, del 18,5%. "Un ejemplo típico de estos casos son los esguinces o dolencia similares, que generalmente culminan sin incapacidad real y conforme al Baremo de Ley, pero en el ámbito judicial el perito le otorga porcentaje de incapacidad física y además una incapacidad psicológica", puntualiza el informe de la UART elaborado a partir de analizar el 73% del stock de juicios que hay contra las aseguradoras ingresados antes de la nueva ley.

En tanto, cuando sí hay discapacidad de acuerdo al Baremo, los peritos judiciales arrojan un porcentaje del 22,1% en los casos en donde no hubo dictamen de la comisión médica y del 26,8% cuando pasaron por ese filtro (en ambos casos, 13 puntos más en relación a la tabla oficial).

"La cifra involucrada en estos desvíos periciales se transforma en astronómica y totalmente poderosa para mantener el status quo en el que hacer pericial/judicial", denunció la UART. En ese sentido, la entidad defendió la reforma de la ley sancionada en marzo que estableció la obligatoriedad de pasar por una comisión médica antes de iniciar juicio por un accidente laboral, así como la utilización de una tabla única y que la retribución de los peritos deje de depender del resultado del litigio.