El derrumbe del consumo en supermercados del 13,5% interanual, que informó ayer el Indec, fue generalizado a lo largo y ancho del país, donde todas las provincias registraron fuerte caídas. Sin embargo, los números no fueron homogéneos. Las cuatro jurisdicciones más castigadas pertenecen a las regiones del norte y todas ellas marcaron caídas superiores al 20% medidas en términos reales.

La lista la encabezó Santiago del Estero, con un declive del 25% medido a precios constantes. La siguieron Tucumán, con 22,2%; Chaco, con 20,3%; y Corrientes, con 20,1%.

"La situación promedio de las provincias respecto a abril también empeora. Casi todas presentaron caída de dos dígitos y cuatro de ellas evidencian bajas superiores al 20%, todas ellas ubicadas en el norte del país. En el otro extremo, se ubican Misiones, Neuquén y el interior bonaerense, con caídas de un solo dígito durante mayo", remarcó la consultora LCG.

El retroceso del poder adquisitivo del salario y el muy elevado costo de financiamiento arrastraron el consumo a la baja en todo el país.

Ver más productos

Stiglitz le dio una mano a Guzmán y y ya habló con el FMI

Stiglitz le dio una mano a Guzmán y y ya habló con el FMI

La devoción del Papa por la Virgen.

La devoción del Papa por la Virgen

Ver más productos