Los precios reaccionaron de la peor manera a la corrida cambiaria. El índice mayorista de precios escaló hasta 7,5% en mayo y anticipa así una fuerte aceleración en el índice general de junio. Sólo en mayo, los alimentos ya registraron una fuerte suba de 3,3% en el IPC lo que fue el indicio más claro del traslado a precios de la devaluación. Algunos cálculos privados estiman que el pass-through fue del 16% pero que recién empezó.

Los índices inflacionarios ya encendieron la alarma. Más allá de que el IPC general fue de 2,1% (menor a lo esperado) la inflación núcleo fue de 2,7%. La distancia entre ambos indicadores se explicó por efectos compensatorios: en primer lugar, el índice core mostró una tendencia general de suba de precios por presión del tipo de cambio, mientras que la baja de impuestos a los servicios públicos tiró hacia abajo la canasta de regulados. Alimentos, por su parte, mostró un ritmo de incremento de 3,3%, otra consecuencia directa de la depreciación del peso. Según publicó Ecolatina, "casi el 16% de dicha suba (del dólar entre abril y mayo) se trasladó a la inflación (utilizando para el cálculo el valor del IPC Core) sólo en el mes de mayo. No obstante, como este traslado es un proceso y no un salto discreto, el impacto del dólar también se sentirá en los próximos meses".

Por otra parte, Melisa Sala, economista de la consultora LCG, explicó que "los aumentos de primer y segundo orden post devaluación y una posible reapertura de paritarias agregarán más presión a los precios. Sin embargo, el efecto recesivo que esperamos para los próximos meses jugaría a favor de que la inflación no se despegue demasiado. Con todo, esperamos una inflación del 29% a diciembre (consistente con un promedio del 28% en todo el año)".

Más allá del índice general, el peor dato lo aportó el índice mayorista (7,5% presionado por productos primarios y petróleo y gas) que muestra un impacto más inmediato del dólar y que anticipa lo que podría suceder en junio. De acuerdo a Santiago Bulat, economista de la consultora Orlando Ferreres, "en mayoristas el impacto es de lleno por la suba del tipo de cambio, que tiene un efecto muy fuerte en tarifas y eso te genera distorsiones con las facturas de gas y electricidad. Por como están armados los contratos hoy, cuanto más sube el costo más está financiando el Estado con subsidios y más vas a tener que ajustar", comentó.

Ver más productos

Macri se juntó con Alfredo Casero

Macri se juntó con Alfredo Casero

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

Ver más productos