Empresarios industriales comenzaron a mostrar preocupación por los cambios en el Gabinete de la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, a partir de la reducción de cargos políticos que encaró la administración para cumplir con el Pacto Fiscal firmado por las provincias con el Gobierno nacional. Si bien coincidieron en la necesidad de achicar el gasto público, a los dueños de fábricas bonaerenses alertaron por la eliminación de un área específica para las pymes, sector sensible ante las reformas y principal generador de empleo del territorio.

Según pudo sabe BAE Negocios, en la nueva estructura del Ministerio de Producción que conduce Javier Tizado quedará eliminada la Subsecretaría Pyme, y si bien sus funciones podrán ser absorbidas por otras áreas, se perderá el rastro de la denominación que reúne a las pequeñas y medianas industrias, generadoras de 400.000 puestos de trabajo y responsables del 40% de la producción bonaerense.

En concreto, y lo que generó el malestar, en la Ley de Ministerios que la Legislatura le aprobó al Ejecutivo se detallan los 14 puntos en los que el área de Producción hará eje en el próximo año, y en ninguno está expresada la palabra Pyme.

El ministro, ex subsecretario de Comercio de Nación, dejó saber algunas modificaciones de la reestructuración que diseñó aunque recién la semana próxima será presentado el nuevo organigrama interno. Cierto es que se rodeará de funcionarios de su confianza, luego de haber arribado con un grupo cercano pero con presencia de subsecretarios que habían sido designados por el actual jefe de Gobierno, Joaquín De la Torre.

Hace algunos meses, el subsecretario de Industria, Comercio y Minería, Agustín OReilly había abandonado el cargo tras conducir los destinos del Ministerio de Producción en el bache entre el corrimiento de De la Torre hacia Gobierno y la llegada de Tizado. Aquella experiencia generó malestar el arco industrial por la "falta de interés" que parecía demostrar la Gobernación por el hueco en la gestión. Sin embargo, el buen funcionamiento del área mereció el respaldo empresarial al ex funcionario.

Según pudo saber este diario, el subsecretario Pyme y Emprendedores bonaerense, Federico Zin, tiene las horas contadas en el Ministerio de Producción. De vínculo fluido con Nación, el joven funcionario será desplazado por Tizado, pero fuentes cercanas a la gobernadora Vidal confiaron que mantendrá un lugar en la gestión provincial.

La figura de Zin sirvió, para muchas Pymes, como lugar de resguardo ante la crisis de producción de las industrias, combinado con la falta de financiamiento para el sector. Pero más allá del nombre, los empresarios lo que reclamarán -si se confirma la reestructuración- será la ausencia de un área de peso que responda a las necesidades del sector.

Según el borrador que circula en la administración provincial, el área que destina recursos para las cooperativas saldrá victoriosa. "Es importante que se respalde a esas asociaciones, pero nunca puede ponerlas por encima de las pymes, que son las que generar trabajo genuino y revitalizan el mercado interno, además de generar ganancias a la Provincia", se lamentó uno de los referentes industriales.

Para los empresarios, la nueva estructura chocaría contra los propios discursos del Gobierno nacional: el presidente Mauricio Macri valoró a las pymes ante la OMC; y el ministro de Producción, Francisco Cabrera, lo tiene como un latiguillo para señalar la dinámica sectorial.