Por la recesión local, la Argentina registró en agosto un déficit comercial de 369 millones de dólares con relación a Brasil, lo cual significó una caída del 52,4% con relación a igual mes de 2017.

Así surge de los datos publicados por el Ministerio de Industria brasileño, analizados en informes de las consultoras Ecolatina y Abeceb. Los 4.200 millones de dólares de déficit bilateral que se registran en ocho meses del año implican una caída de 19,4% del rojo comercial con Brasil respecto al mismo período de 2017. En agosto, las exportaciones crecieron 38,8%, mientras que las compras decrecieron 4,8%. En el acumulado, las ventas a Brasil muestran una expansión del 18,2%, mientras las importaciones tienen 0,9% de incremento.