El Ministerio de Agroindustria de la Nación y la Administración Federal de Ingresos Públicos ( AFIP) eliminarán por completo el uso de formularios en papel. Esto dará un paso a la simplificación administrativa en el mercado de granos, al modificar y quitar algunas exigencias a productores y operadores, el objetivo es agilizar la presentación de información.

La nueva medidas deroga normativas que obliga a los responsables de operaciones primarias de depósitos o compraventa de granos a brindar información referida a los formularios impresos que respaldaban las operaciones.

Con la nueva implementación se eliminarán regímenes informativos posteriores a las operaciones que requerían datos de los comprobantes de papel, entre ellos la Carta de Porte, liquidaciones y certificaciones primarias de granos. 

Por otro lado, quedará sin efecto la obligación de llevar un "Libro de Existencias" de granos, y el Formulario C14. Los organismos compartirán información y eliminarán la duplicidad de exigencias en las distintas presentaciones. 

También, se modificó el criterio de identificación de operadores sin necesidades de inscribirse ni arancelarse, puesto que la información se encuentra en otros organismos como el Instituto Nacional de las Semillas ( INASE) o el Instituto Nacional de la Yerba Mate ( INYM) o mismo el Senasa.

El trámite exprés se simplifico y se eliminó el arancel para la inscripción del comprador de grano para consumo propio. La nueva norma permitirá que se reduzca la carga administrativa , ya que los datos se ingresarán por ventanilla única de la AFIP, proveyendo datos importantes a otros organismos.