Con un fuerte empuje por parte de los inversores internacionales, la Bolsa porteña retoma hoy sus negocios tras dos días sin actividad por el feriado por el Día de la Independencia de ayer y la jornada no laborable con fines turísticos del lunes.

Las acciones de las empresas argentinas registraron un fuerte salto en los últimos dos días en Wall Street. El lunes, los ADRs de las compañías locales treparon hasta casi 5%, mientras que ayer llegaron a ganar más de 4 por ciento.

El interés de los inversores estuvo concentrado principalmente sobre los papeles de los bancos y las empresas energéticas que cotizan en Nueva York. Ayer entre los mayores ganadores se ubicaron Supervielle, con un avance de 4,3%; Edenor, son una suba de 3,7%; y Despegar, que creció 3,1 por ciento. Por detrás se ubicó Edenor, que trepó 2,1%; Grupo Financiero Galicia, con una suba de 1,8%; Central Puerto, que ganó 1,6%; e Irsa, que cerró un 1,3% arriba de la jornada previa.

Los resultados de las últimas dos jornadas ratifican el retorno del apetito por los activos argentinos luego del cambio de expectativas que generó la incorporación de Miguel Ángel Pichetto como candidato a vicepresidente por el oficialismo y la calma cambiaria, que impulsó el crecimiento de la intención de voto de Mauricio Macri en las encuestas.

En tanto, Wall Street cerró ayer sin tendencia definida, a la espera del discurso que dará hoy el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, ante el Congreso y su posible referencia a un recorte de las tasas de interés en Estados Unidos. El índice Dow Jones bajó 0,08% a 26.783,49 puntos; el Nasda ganó 0,54%; y el S&P 500 subió 0,12 por ciento.