La Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados firmó dictamen favorable al proyecto que prohíbe que dirigentes condenados -aunque no esté firme la sentencia- puedan presentarse como candidatos a cargos electivos, tanto en las elecciones primarias como generales, con lo cual esa iniciativa se podrá debatir antes del cierre de sesiones ordinarias que concluye el 30 de noviembre.

Esta iniciativa diseñada por la diputada macrista Silvia Lospenatto fue avalada por la comisión de Asuntos Constitucionales y hoy tuvo luz verde en la comisión de Justicia, que conduce el radical Diego Mestre, con lo cual ahora está en condiciones de ser incluido en la agenda que se debatirá en la sesión del 29 de noviembre.

El FpV reafirmó su absoluto rechazo a esta propuesta por considerar que vulnera el principio de inocencia consagrado en la Constitución. El proyecto señala que se impedirá ser candidato desde que “exista sentencia condenatoria en cualquier instancia del proceso hasta su eventual revocación posterior o bien hasta el cumplimiento de la pena correspondiente”.