Con personal del gremio gastronómico y de la AFIP se realizó un operativo conformado por 150 inspectores y cuatro equipos de la Administración Federal de Ingresos Públicos, con el fin de regularizar el alto porcentaje de trabajadores no registrados que hay en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires,

Además, los inspectores pusieron la lupa en los trabajadores que se encuentran registrados bajo el régimen engañoso llamado “media jornada”, Este sistema es usado por muchos empresarios evasores con el fin de eludir sus obligaciones patronales y que coloca al trabajador en una situación de desamparo, sin acceso a los beneficios de salud y sociales que le corresponden.

La UTHGRA Central tomó la decisión de organizar el operativo que empezó en el barrio porteño de Palermo y que se extenderá en el resto de la Ciudad. 

Desde la UTHGRA Central  aseguraron que la "organización gremial colaboró con  el sector empresario en el momento más difícil que nos tocó vivir durante la pandemia. Ahora celebramos que haya una recuperación exitosa del sector, pero controlaremos que el repunte no sea a costa de la precarización laboral que hunde al trabajador y a su familia”.

Y agregaron que  “el trabajo para que sea realmente digno debe estar registrado”